Equipamiento

Canyon ficha a un ex de Nike para dirigir su negocio en España

La compañía fabricante de bicicletas de alta gama ha colocado a Pablo Martínez al frente de su negocio en el mercado ibérico. El directivo dirigirá Canyon en el país tras la salida de Fernando Boada en mayo por motivos personales.

Canyon ficha a un ex de Nike para dirigir su negocio en España
En enero de 2022, la compañía incorporó al español Nicolas de Ros Wallace como consejero delegado, quien entró para sustituir a Winfired Rapp.

Miquel López-Egea

25 oct 2022 - 05:00

Canyon arma su directiva en España. La compañía alemana fabricante de bicicletas de alta gama ha nombrado a Pablo Martínez como country manager en España. El directivo llega a la compañía tras nueve meses como director comercial y de márketing de Stage Entertainment y cerca de quince años en Nike. En mayo, Fernando Boada renunció a la dirección de la compañía de Oregón en el país por motivos personales.

 

En su última etapa en el negocio de la compañía estadounidense en España, el directivo fue director de cuentas estratégicas de El Corte Inglés. Anteriormente había sido director de unidad de negocio para el oeste de Europa y director de ventas de Intersport para Europa, Oriente Próximo y África (Emea).

 

No es la primera vez que Canyon ficha talento de Nike. En enero de 2022, la compañía incorporó al español Nicolas de Ros Wallace como consejero delegado, quien entró para sustituir a Winfired Rapp. El directivo había ocupado el cargo de vicepresidente y director general en Emea de la marca Jordan en Nike.

 

De Ros Wallace había trabajado en la compañía durante más de diez años, en los que ha sido parte del equipo en la configuración y el avance de la visión y la estrategia de la marca Jordan, impulsando la productividad, el crecimiento y mejorando la cultura corporativa.

 

El ejecutivo también ocupó el cargo de director global en Zara Women Footwear&Accesories. Bajo el liderazgo de Nicolas de Ros Wallace, la compañía tiene como objetivo ampliar su presencia internacional, así como mejorar su área de bicicletas eléctricas.

 

 

 

 

En diciembre de 2020, Groupe Bruxelles Lambert se hizo con el control de CanyonTras la operación, cuyo importe no trascendió, Roman Arnold, fundador de la compañía, permaneció como presidente del consejo y se mantuvo en el capital, mientras TSG Consumers Partners, que ostentaba una participación minoritaria, abandonó el accionariado.

 

A lo largo de los últimos siete años, las ventas de Canyon se han elevado una media del 25% anual, hasta más de 400 millones de euros. La compañía no comunica sus datos de facturación en el país, aunque cerró 2020 con un crecimiento del 30% y preveía un aumento del 20% de su negocio en 2021.

 

Además de GBL, en el capital de la empresa entró Tony Fadell, exdirectivo de la división de iPod de Apple, que estuvo al frente de los equipos que se encargaron de la creación de productos como iPod y iPhone. Fadell forma parte del consejo de Canyon.