Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información
económica del negocio
del deporte

Viernes, 21 Febrero 202013:00:04

Buscador

;Menu
h Entorno

El turismo deportivo internacional movió 1.430 millones de euros en España en 2019

El negocio vinculado al turismo activo mejoró un 2,4% interanual, pero sólo representó un 1,5% del gasto turístico total de los extranjeros en el país. Los viajes por ocio, recreo y vacaciones, que son la categoría en la que se enmarca el deporte, representaron un 87,3% del gasto turístico internacional.

07 Feb 2020 — 04:59
Patricia López
Compartir
Me interesa

en cuatro años, el gasto medio por persona ha caído un 2,9%

 

 

 

España es conocida mundialmente por ser uno de los principales destinos turísticos del mundo. Visitar playas, museos y acudir a congresos han sido tres de los motivos que han animado a los viajeros a visitar el país, y el deporte quiere convertirse en un nuevo polo de atracción. Eso sí, aún le queda una larga senda por recorrer. El turismo deportivo en España generó 1.433,8 millones de euros en gasto por parte de los viajeros internacionales en 2019, según se desprende de la Encuesta de Gasto Turístico elaborada por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

 

Los turistas extranjeros gastaron un 2,4% más que el año anterior en hacer turismo activo, un porcentaje inferior al incremento del gasto que generaron el total de viajes que se realizaron al país. En total, el turismo internacional generó 92.278 millones de euros en España, un 2,8% más que en 2018; los viajes por ocio, recreo y vacaciones representaron un 87,3% del gasto total, es decir, 80.613 millones de euros. Dentro de esta categoría se encuentra el turismo activo, que sólo supuso un 1,5% del total, dos décimas menos que hace cuatro años. 

 

En otras palabras: este tipo de viajes ha reducido ligeramente su peso en el total del gasto turístico internacional desde 2016, momento en que el INE empezó a contabilizar esta actividad. Es cierto que el importe invertido ha aumentado, como también lo ha hecho el gasto en viajes de negocio, que aumentó un 10,6% interanual en 2019, o el cultural, que lo hizo un 15%.

 

 

 

 

La buena noticia para el sector es que tanto las cadenas hoteleras como la industria deportiva ven esta actividad como un filón por explotar para diversificar un turismo que genera más ingresos por persona que el de sol y playa, del que España es claramente dependiente. De ahí que el país quiera diversificar su oferta e intentar atraer a un turista más familiar y que genere un impacto mejor y más sostenible, además de desestacionalizar la actividad.

 

Pero, ¿es realmente así? ¿Cuánto gasta cada viajero que llega a España para jugar al tenis, participar en un maratón o hacer surf? Se estima que cada uno gasta 948 euros de media durante sus vacaciones deportivas, una cifra que está por debajo de la media, que es de 1.102 euros debido a que otros desplazamientos, como los viajes de estudios y de sol y playa, duran más, una media de 33 días y 8 días, respectivamente. 

 

Comparándolo con el gasto diario por persona, el turismo deportivo no está entre los que más impacto genera. Le superan los desplazamientos para asistir a ferias, congresos y convenciones, con 301 euros al día, pero también los viajes por negocios (227 euros diarios); por tratamiento de salud voluntario (190 euros) y el cultural (183 euros). El activo supone un gasto de 155 euros por deportista y día, un importe que sólo supera a los viajes de estudios (93 euros), para visitar a familiares (99 euros), para ser trabajador estacional temporero y por motivos religiosos (111 euros) y a los desplazamientos de sol y playa (137 euros).

 

 

 

 

 

El reto del sector es ganar relevancia y convertirse en una opción vacacional para los turistas, que continúan apostando por otras alternativas más tradicionales o por nuevas experiencias, como es el turismo cultural, gastronómico y de conciertos o festivales. Prueba de ello es que mientras que el gasto turístico de los extranjeros se ha elevado un 19% desde 2016 y el cultural lo ha hecho un 79%, el deportivo sólo ha mejorado un 2,9%. 

 

Este ligero ascenso no se debe a que los turistas gasten más ahora, al contrario: en cuatro años, el gasto medio por persona ha caído un 2,9% y la duración de los viajes se ha recortado hasta 6,1 días. Tomando como comparación 2018 y 2019, el gasto medio por persona y día ha caído de 160 euros a 155 euros, un 3,1% menos, y el de 2019 es el importe más bajo desde 2016, cuando el presupuesto diario era de 153 euros.  

 

La buena noticia es que ahora hay más extranjeros dispuestos a visitar España para hacer deporte, en torno a 1,51 millones de turistas internacionales, en torno a un 6% más que en 2016. Por el momento el INE no ofrece datos del turismo deportivo entre residentes, pero se espera que en 2019 el gasto total, entre viajeros nacionales y extranjeros, vuelva a superar los 2.000 millones de euros.

Me interesa
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@palco23.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Palco23 no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...