19 May 2022 | 14:07

Líder en información económica del deporte

Media

Rtve vuelve a apostar por la Rfef y le compra la emisión de la Supercopa

La corporación pública adquiere los derechos audiovisuales del partido entre FC Barcelona y Sevilla FC, que por primera vez se disputará a partido único en Marruecos el 12 de agosto.

Palco23

23 jul 2018 - 14:00

La1 volverá a ser el escenario de una de las finales de la Real Federación Española de Fútbol (Rfef). La Corporación de Radio y Televisión Española (Rtve) se ha hecho con los derechos de televisión de la Supercopa de España, que por primera vez se disputará a partido único en Tánger (Marruecos). Los términos económicos del acuerdo no se han hecho públicos, aunque en ningún caso superarían los dos millones de euros.

 

El encuentro se disputará el próximo 12 de agosto y tendrá como protagonistas al FC Barcelona y el Sevilla FC. Ambos ya se enfrentaron en la final de Copa del Rey del pasado mes de abril, con una audiencia de 6,96 millones de espectadores y una cuota de pantalla del 40,8%. En esta ocasión resta saber cómo influirá el hecho de que se dispute en plenas vacaciones de verano y a las 22:00 horas.

 

“Esta será la primera vez que este trofeo, primero de carácter oficial de la nueva temporada en nuestro país, se dispute a partido único y en un estadio más allá de las fronteras españolas”, señala la Federación sobre uno de los atractivos del evento.

 

Al igual que en la licitación de la Copa del Rey, el paquete de derechos incluye la posibilidad de emitir tres veces el encuentro más allá del directo de ese domingo a las 22:00 horas; la emisión en exclusiva de hasta tres resúmenes de la final con un máximo de diez minutos, y hasta cinco emisiones de programas previos o posteriores de hasta tres minutos, con acceso al estadio para entrevistas.

 

A efectos comerciales, la Rfef se reserva sesenta segundos durante la retransmisión de la final, repartidos en cuatro bloques de quince segundos en los que se mostrarán los patrocinadores oficiales del evento. A este bloque de publicidad se le añade otro de 75 segundos, divididos en cinco pausas publicitarias, a emitir durante los días previos al partido.