26 Jun 2022 | 00:21

Líder en información económica del deporte

Entorno

José Hidalgo (Adesp): “En España no hay una buena ley de patrocinio que piense en el deporte”

Esta es una de las reflexiones que se recoge en el tercer capítulo sobre la actividad económica de las federaciones de Palco Deportivo, podcast sobre el negocio del deporte que organiza Palco23 junto a Mundo Deportivo.  

José Hidalgo (Adesp): “En España no hay una buena ley de patrocinio que piense en el deporte”
El conjunto de las federaciones deportivas cerró el ejercicio 2021 con unos ingresos récord por valor de 215,3 millones de euros, superando los 207,6 millones de euros de antes del Covid-19.

M. L-E.

18 may 2022 - 05:00

Hace falta profundizar en modelos que permitan la llegada de financiación privada. Esta es una de las necesidades que tienen las federaciones deportivas nacionales para huir del modelo público dependiente actual, puesto que alrededor del 50% de los recursos que reciben proceden de las aportaciones realizadas por el Consejo Superior de Deporte (CSD).

 

“Abogamos por un cambio en la ley de patrocinio porque no hay una buena normatiza que piense en el deporte: el pequeño inversor, la pequeña o mediana empresa o una persona privada no puede invertir en deporte puesto que el sistema actual está pensado sólo para el gran inversor”, explica José Hidalgo, presidente de la Asociación del Deporte Español (Adesp) y presidente de la Federación Española de Triatlón (Fetri).

 

Además, el directivo sostiene que esto afecta al pequeño club y al organizador y que además, una normativa debería dar “seguridad” cuando se hace una inversión. Por otro lado, también aboga por un retorno del 1% sobre las apuestas online, “que significaría multiplicar por dos la apuesta estatal por las federaciones deportivas, ya que actualmente, pese a ser los actores que las hacen posibles, no hay retorno”. “No tiene sentido”, sentencia.

 

 

Esta es una de las reflexiones que se recoge en el tercer capítulo de Palco Deportivo, podcast sobre el negocio del deporte que organiza Palco23 junto a Mundo Deportivo. Este tercer capítulo busca arrojar luz sobre la actividad económica de las federaciones deportivas y el mapa federativo nacional.

 

Además, el directivo también cree que el “deporte tiene buena reputación” porque es “una herramienta social transversal” y asegura que “no hay un problema de gobernanza”. Aunque, a su parecer, “en el deporte siempre está el foco puesto y hay algunas cuestiones que van en contra de esta imagen, que son muy mediáticas y tienen mucha repercusión”.

 

Hidalgo también sostiene que hay que seguir perseverando en transparencia y aprender a “contar lo que se hace bien”. “Si existen problemas que tengan que ver con una mala praxis, debemos ser los primeros en decir que no estamos de acuerdo”, añade. También opina que “no hace falta profesionalización, sino una mayor inversión en el mundo del deporte federado”. En cuanto a la nueva ley del deporte, asegura que “no se anticipa demasiado al futuro, pero nos pone al siglo XXI”.

 

Las federaciones deportivas españolas son entidades asociativas privadas; es decir tienen personalidad jurídica y patrimonio propio e independiente del de sus asociados, pero no tienen ánimo de lucro y por lo tanto. La ley establece que son entidades de utilidad publicidad, por lo que implica ciertas ventajas fiscales, pero a la vez, deben tener una contabilidad ajustada y un mayor control interno frente a una empresa común.

 

 

 

 

Del total de licencias federadas deportivas en 2020, el 80,5% se corresponden con 15 federaciones, concretamente fútbol, baloncesto, caza, golf, montaña y escalada, judo, voleibol, balonmano, atletismo, ciclismo, pádel, tenis, natación, kárate y patinaje.

En 2020, había un total de 3,8 millones de federados, tan sólo un 3% menos que antes de la pandemia. De ellos, más de un millón eran practicantes de fútbol y 376.000 de baloncesto, seguido por 272.000 federados de golf y 249.000 de montaña y escalada.

 

Durante el pasado ejercicio, los organismos deportivos, exceptuando la Real Federación Española de Fútbol (Rfef), que por su volumen de ingresos no se puede tener en cuenta en las estadísticas, registraron máximos en cuanto a ingresos y gastos, según el CSD. 

 

El conjunto de las federaciones deportivas cerró el ejercicio 2021 con unos ingresos récord por valor de 215,3 millones de euros, superando los 207,6 millones de euros de antes del Covid-19. De ellos, 107 millones procedieron del dinero público.