Líder en información económica del deporte

Fitness

Alhambra Sport cierra sus puertas tras cambiar de manos en julio

El gimnasio, estrenado en 2009 y ubicado en la zona de la Chana (Granada), ha anunciado a los trabajadores e inscritos al centro la intención de cerrar a partir del próximo viernes. Su web ha dejado de estar operativa.

Palco23

30 sep 2021 - 13:00

Alhambra Sport cierra sus puertas tras cambiar de manos en julio

 

 

Alhambra Sports cierra sus puertas. La instalación deportiva Alhambra Sports, anteriormente denominada We Fitness Club, suspende su actividad. El gimnasio, estrenado en 2009 y ubicado en la zona de la Chana (Granada), ha anunciado a los trabajadores e inscritos al centro la intención de cerrar a partir del próximo viernes, según ha avanzado Granada Hoy. Además, su página web y redes sociales han dejado de estar operativa.

 

En julio, el entrenador y consultor Pío Salvador Aguirre adquirió las instalaciones deportivas granadinas, que arrastraban dificultades económicas desde hace años. Según consta en el Registro Mercantil, el mismo mes realizó una ampliación de 200.000 euros, que representó un 70,18% de incremento del capital, quedando un capital social resultante de 485.000 euros.  

 

El complejo deportivo cuenta con 40.000 metros cuadrados de superficie, divididas en varias salas de fitness, zona de aguas y una decena de pistas de pádel, Además, el directivo llegó a un acuerdo con la marca de equipamiento de fitness Technogym para renovar la maquinaria de fitness, con cerca de una cuarentena de máquinas de última generación  

 

 

 

 

Otros de los cambios que el entrenador quería impulsar en el centro deportivo era la reforma de tres de las nueve pistas de pádel, la construcción de dos pistas de tenis e incluso la construcción de una piscina olímpica. Asimismo, estudiaba poner en marcha en el complejo deportivo una escuela de golf, construir un pabellón polideportivo para la práctica del balonmano y el baloncesto e introducir nuevas disciplinas de fitness como el boxeo.

 

El acuerdo por la compra del centro se cerró a mediados de junio, cuando se empezó a realizar el cambio de imagen. Asimismo, la concesión municipal era de treinta años, con el objetivo de ampliar la concesión otros veinte años. El directivo también estaba en negociaciones con el Ayuntamiento de Granada para hacer una piscina de 50 metros y una residencia de estudiantes de alto rendimiento.