28 Ene 2022 | 06:17

Líder en información económica del deporte

Clubes

Los clubes de LaLiga preparan inversiones por 1.200 millones tras dar al ‘pause’ en 2017-2018

La inversión neta cayó a la mitad en 2017-2018, hasta 300 millones de euros, debido al impacto que tuvo un año antes el Wanda Metropolitano. La deuda financiera neta bajó un 4,7%.

M.Menchén

10 may 2019 - 04:59

Los clubes de LaLiga preparan inversiones por 1.200 millones tras dar al ‘pause’ en 2017-2018

 

 

La competitividad futura de los clubes depende de la confección de las plantillas, pero también de que los estadios y las ciudades deportivas de un salto cualitativo. Este objetivo elevó la inversión neta de los clubes de LaLiga a una cifra récord de 648 millones de euros en 2016-2017, pero un año después se puso fin a una tendencia de cuatro temporadas consecutivas de crecimiento. En 2017-2018, la competición situó su inversión neta en 299,9 millones, con una caída interanual del 53,7%.

 

La competición defiende que ese retroceso se explica por los distintos ciclos en los que se encuentran algunos clubes en términos de infraestructuras, donde la inversión cayó un 41%, hasta 239,1 millones de euros. Un factor clave es que un año atrás aún se contabilizaban las obras del Atlético de Madrid para inaugurar el Wanda Metropolitano, pero también el hecho de que los últimos meses han sido de larga espera para muchos equipos que esperaban permisos para remodelar estadios o construir ciudades deportivas.

 

“Debe tenerse en cuenta que a partir de la temporada 2019-2020 se espera un repunte del esfuerzo inversor en infraestructura, por importe bruto agregado en tres temporadas cercano 1.200 millones de euros”, señala el Informe Económico-Financiero del Fútbol Profesional 2018. La cifra finalmente podría ser superior, en función de cómo evolucionen algunos proyectos que dependen sobre todo de la Administración.

 

 

 

 

Una decena de equipos han aprobado inversiones por más de 170 millones de euros en nuevas ciudades deportivas, mientras que sólo FC Barcelona y Real Madrid gastarán más de 1.000 millones en remodelar sus estadios. Es una misión en la que también se encuentran inmersos Deportivo Alavés, Levante UD o Valencia CF, que ya se ha asegurado los 100 millones que necesita con la venta de Mestalla.

 

La competición señala que “esta situación marca un hito sin precedentes a nivel histórico en el compromiso inversor de LaLiga”, ya que además se está produciendo al mismo tiempo que se rebajan los niveles de endeudamiento. “Incluso se ha generado un remanente para afrontar el servicio de la deuda y profundizar en la senda del desapalancamiento financiero”, señala el estudio.

 

La deuda financiera neta ajustada (no incluye los saldos por compraventa de jugadores) se situó en 606,2 millones de euros, un 4,7% más, si bien se rebajó el múltiplo respecto a ebitda, de 0,7 a 0,6 veces. Un avance que, además, no es generalizado, sino que se debe a entidades como el Barça o el Atleti, mientras otros como el Real Valladolid o CA Osasuna han seguido reduciendo su pasivo. “En términos crediticios, son niveles incluso por debajo del objetivo estructural de la competición española”, se insiste.

 

 

 

 

Una de las razones por las que el endeudamiento no bajó más es por la inversión en fichajes, que en términos brutos se disparó un 45,5% y superó por primera vez la barrera de los 1.000 millones; en concreto, fueron 1.078,4 millones de euros en 2017-2018. Esta recaudación se pudo compensar prácticamente al 100% con las desinversiones en jugadores, que generaron una recaudación de 1.017,6 millones de euros, el doble que un año atrás.

 

“El incremento sostenido de la facturación y de la eficiencia orgánica del negocio están permitiendo incrementar al mismo tiempo tanto la base salarial, como las inversiones deportivas y no deportivas”, señala la asociación presidida por Javier Tebas. Con el añadido de que “el excelente desempeño de los resultados por traspasos logra acomodar de forma sistemática el mayor esfuerzo en gastos para mantener el nivel de competitividad deportiva”.