24 Sep 2022 | 17:40

Líder en información económica del deporte

Media

La Superliga China multiplicará por 20 sus ingresos de TV tras vender sus derechos por 1.125 millones hasta 2020

Albert Malla

28 sep 2015 - 11:39

Los dirigentes de la Superliga de China están de celebración. El principal torneo de fútbol del país, cada vez más capaz de atraer a futbolistas extranjeros, ha vendido sus derechos de televisión para el período 2016-2020 por 8.000 millones de yuanes (1.125 millones de euros) a Ti'ao Power. 

 

La compañía, sobre la que apenas existe información, ha superado las ofertas que hicieron CCTV, Great Sports y Guangdong TV. Inicialmente, también mostraron interés la multinacional IMG e Infront Sports & Media, que ha perdido uno de los primeros contratos a los que aspiraba en Asia tras pasar a manos del multimillonario chino Wang Jianlin.

 

La competición, en la que participan 16 equipos, ingresará 20 veces más respecto a los 80 millones de yuanes (11,22 millones de euros) de la edición actual, a la que apenas restan tres partidos. En virtud del acuerdo, Ti'ao Power pagará a la Asociación China de Fútbol 1.000 millones de yuanes anuales (140 millones de euros) las dos primeras temporadas, y 2.000 millones de yuanes (280 millones de euros) anuales en las próximas tres campañas, según la agencia de marketing deportivo Yutang Sports.

 

Los medios de comunicación del país aseguran que este acuerdo se trata de un nuevo récord en la historia de la retransmisión de deportes de la televisión china. La misma compañía también es propietaria de los derechos de la Selección China de fútbol desde la primera mitad de este año.

 

El acuerdo refleja la importancia que está logrando tener el fútbol en el mercado televisivo chino. En paralelo, las grandes ligas europeas ya tienen su espacio en la pequeña pantalla. La Premier League amplió sus emisiones en el país con la cadena pública CCTV, mientras que La Liga llegó a un acuerdo con Suning.

 

El grupo de distribución se ha adjudicado en exclusiva los derechos de la competición española para los próximos cinco años, que ofrecerá a través de su plataforma de televisión online PPTV. El acuerdo, valorado en unos 64 millones de euros por temporada, también implica que una parte de los encuentros se ofrezcan también a través de CCTV5.