17 Ago 2022 | 13:15

Líder en información económica del deporte

Entorno

Villar tumba la asamblea exigida por clubs modestos para cobrar por TV

Palco23

20 ene 2017 - 16:20

Ángel María Villar quiere evitar que se refleje la creciente contestación en su gestión antes de las elecciones. La Real Federación Española de Fútbol (Rfef) ha decidido no aceptar la solicitud de asamblea extraordinaria que habían solicitado más de 200 clubs de Segunda División B y Tercera.

 

El organismo defiende que "no puede atender la solicitud" porque "las deficiencias halladas" en las peticiones "son sustanciales de acuerdo a las opiniones jurídicas que la Rfef ha solicitado para obtener una opinión independiente y fundada sobre esta cuestión". En concreto, fueron 36 documentos instando a la celebración de un encuentro extraordinario para debatir sobre el reparto de los ingresos por televisión.

 

En un comunicado, el ente presidido por Villar explica que "los defectos encontrados son de tres tipos": la no presentación de una copia del DNI, el hecho de que algunas solicitudes son escaneadas y la firma aparece fotocopiada, y la "no acreditación de facultades", en referencia a que algunas misivas no las firmaba el presidente de la entidad, sino otro representante.

 

En su relato, la Federación aprovecha para sembrar sospechas, asegurando que "varias de las peticiones presentaban firmas escaneadas o fotocopiadas de, supuestamente, el Presidente de la entidad deportiva o del futbolista solicitante. Decimos “supuestamente” por cuanto al no disponer de ni siquiera una copia del documento de identidad, no pudo acreditarse la identidad del solicitante y por ende la veracidad de la solicitud".

 

La Rfef se escuda en su decisión de no dar vía libre a la asamblea argumentando que sólo dos implicados reenviaron los escritos subsanando a tiempo los errores."Son varias las solicitudes que no han sido corregidas en tiempo y forma, siendo los defectos detectados de carácter esencial de acuerdo con los informes jurídicos que se han solicitado sobre el particular", añaden, para defender que no se ha logrado el apoyo necesario para forzar el encuentro.

 

El objeto de la asamblea iba a ser proponer que se adopten las medidas que ha lanzado Jorge Pérez para vencer en las próximas elecciones a Ángel María Villar. En concreto, pedían que se repartan ya esta temporada los 14 millones de euros que le corresponden a la Federación por la venta de las retransmisiones de la Copa del Rey, con un importe mínimo de 85.000 euros para los equipos de Segundas B y de 35.000 euros para los que militen en Tercera.

 

Se trataría de un importante impulso a las ayudas que actualmente reciben, según datos del equipo opositor, entre los que también está Luis Gil, exgerente del sindicato AFE. Durante los últimos cuatro años, los equipos de la última categoría profesional percibían sólo 6.000 euros por temporada, por los 37.000 euros que cobraban los que disputaban la categoría de bronce.