Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información
económica del negocio
del deporte

Viernes, 15 Noviembre 201919:31:52

Buscador

;Menu
h Fitness

Viva Gym: músculo de 53 millones para asaltar el liderazgo ibérico del ‘fitness’

Bridges Ventures y Hermes PGE han realizado una de las mayores ampliaciones de capital del fitness español, con los que se cerró la compra de Fitness Hut.

08 Mar 2018 — 05:00
Patricia López
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Los dueños de Viva Gym Group no quieren que sea un problema de recursos. Los fondos Bridges Ventures, accionista mayoritario, y la firma de inversión británica Hermes PGE han dado un músculo financiero de 47,69 millones de libras (53,5 millones de euros) al grupo, según ha podido saber Palco23 a partir de los documentos depositados en el Registro Mercantil de Reino Unido. Se trata de una de las mayores inyecciones de capital realizadas hasta el momento en la industria española del fitness, con el objetivo de acelerar la creación del líder del mercado de bajo coste en la Península Ibérica.

 

Hasta ahora, las mayores ampliaciones de capital en el sector habían sido realizadas por gestoras de concesiones administrativas o filiales de grupos europeos. Destaca la de Holmes Place, que con el apoyo de la familia Fisher, máximo accionista, se inyectó 79 millones para compensar pérdidas y cumplir con la banca. Otros ejemplos son McFit, que desde su entrada en España ha ampliado capital por 7,1 millones de euros, y Basic-Fit, que en 2011 recibió 12 millones de euros para crecer en España. Supera también ha ampliado capital con su venta al fondo Portobello y, aunque el importe no se ha hecho público, las sociedades utilizadas para esta operación han recibido 2,8 millones de euros.

 

Además, numerosos fondos de inversión han apostado por las cadenas concesionales. Torreal y Mutua Madrileña compraron a Corpfin la mayoría accionarial de Go Fit; Atlas Capital adquirió una participación minoritaria de BeOne en 2009 y más tarde amplió capital, mientras que Baring Private Equity entró en Forus en 2014 y Espiga Capital tomó el control de Enjoy Wellness.

 

 

 

 

En cuanto a Viva Gym Group, una parte de los recursos inyectados se han destinado a a la compra de la cadena portuguesa Fitness Hut. Si bien los términos económicos de esta operación no se hicieron públicos, su irrupción en el accionariado de la compañía lusa supuso la salida de OxyCapital Mezzanine, que en 2014 entró con una aportación de doce millones de euros, y de The Edge Group, que apoyó financieramente el proyecto desde su fundación en 2011.

 

Tras esta operación, Bridges se ha reforzado como accionista mayoritario con más del 60% de las acciones. En un segundo nivel están los fondos Magenta Partners, que es socio fundador de Viva Gym, y Hermes PGE, mientras que el equipo directivo, liderado por Juan del Río y Nick Coutts, también mantiene una participación minoritaria.

 

En paralelo a la inyección de recursos, la empresa cerró un acuerdo con el banco de financiación alternativa Ares Management, por el que dispondrá de 25 millones de euros adicionales para su expansión. Los primeros proyectos que ha culminado son tres aperturas en Oporto y Lisboa y dos más en Madrid y Zaragoza, a las que ha destinado 7,5 millones de euros. La empresa aspira a inaugurar al menos nueve instalaciones más a lo largo del año, con el foco puesto en el mercado portugués, donde Fitness Hut es líder en implantación.

 

 

 

 

Es una estrategia que Juan del Río desveló a este diario tras adquirir la compañía. “Es el líder indiscutible en Portugal y llevará el peso de las aperturas en 2018 y 2019. Tiene más sentido consolidar el mercado luso, porque es donde tenemos que defender una posición que aún no tenemos en España”, comentó. Los planes pasan por crecer en sus principales áreas de influencia, Oporto y Lisboa, y también en el centro del país. En cuanto a España, los próximos proyectos llevarán a la compañía a abrir en Valencia y Córdoba, entre otras ciudades.

 

La dirección descarta dar el salto a otros países, y centrará su ámbito de actuación en la Península Ibérica, con el objetivo de contar con noventa emplazamientos en 2020. Para este ejercicio, se prevé alcanzar los sesenta millones de facturación conjunta, lo que supondría crecer un 25%.

 

Viva Gym cerró 2017 con unos ingresos de 18 millones de euros, lo que supuso un crecimiento del 20% respecto al mismo periodo del año anterior. Fue la cadena low cost que más gimnasios abrió en España, con un total de cinco inauguraciones en Barcelona, Mallorca, Zaragoza y Madrid, una cifra que prevé repetir este año. Tras la adquisición de Fitness Hut, que generó 31 millones de euros en ingresos en 2017, el grupo suma una facturación conjunta cercana a los 50 millones.

 

Me interesa
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@palco23.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Palco23 no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...