16 May 2022 | 06:52

Líder en información económica del deporte

Entorno

Las exportaciones deportivas crecen un 14% en el primer semestre y rebasan los 400 millones

Las ventas de artículos deportivos en el extranjero cogieron impulso en la primera mitad del año y alcanzaron los 414,29 millones de euros.

Patricia López

24 ago 2017 - 04:57

La venta de artículos deportivos en el exterior volvió a crecer a ritmo de doble dígito.  Las exportaciones deportivas aumentaron un 14% respecto al primer semestre de 2016, hasta alcanzar los 414,29 millones de euros, según el índice elaborado por Palco23 a partir de la base de datos del Ministerio de Economía.

 

El motivo principal que explica este aumento es el impulso que experimentaron las ventas de las empresas españolas vinculadas al fitness (maquinaria de gimnasio, pesas y steps) junto con el deporte al aire libre, como balones, raquetas y esquís. Este segmento representó cerca de la mitad del volumen total de exportaciones, con 197,9 millones de euros y un aumento del 16,7% respecto a los primeros seis meses del año anterior.

 

En esta categoría destaca especialmente el material para gimnasios, que creció un 11,5%, hasta los 119,19 millones de euros, seguido de los esquís de nieve y acuáticos, que movieron 41,21 millones de euros, un 31% más. Otro de los sectores que más dinero generó a las compañías españolas fue el textil. Las prendas de entrenamiento generaron 117,29 millones de euros, con un incremento del 10,9%.

 

En cuanto a las importaciones, el importe global de las compras de artículos deportivos que las empresas españolas realizaron durante el primer semestre fue de 864,9 millones de euros, un 14% más que el año pasado. La balanza comercial, que mide la diferencia entre ventas y compras al extranjero, se situó en un déficit de 450,61 millones de euros, un 10,2% más.

 

 

El principal socio exportador de España fue Francia, que volvió a confirmarse como el país que más productos deportivos españoles compró, con un desembolso de 122,29 millones (+11,16%), seguido de Italia, que gastó 61,21 millones de euros en productos españoles (+12,5%). Estados Unidos, que no está entre los principales países a los que más exporta España, aumentó sus importaciones de productos made in Spain un 51,6%, hasta 13,65 millones de euros.

 

Respecto a las compra de material en el exterior, China volvió a ser el país al que más recurrió España. El gigante asiático vendió equipamiento y ropa deportiva por valor de 322,39 millones de euros, que representó el 37,2% del total de las importaciones deportivas que realizaron las empresas españolas. En cuanto a Reino Unido, el país británico aumentó su ventas hacia España, pero estancó sus compras en este país, manteniéndolas en 31,68 millones de euros, tan sólo un 1,7% más.

Las empresas españolas gastaron 322,39 millones de euros en material deportivo chino, un 37,2% del total de las importaciones deportivas.