17 Ago 2022 | 06:52

Líder en información económica del deporte

Competiciones

Balance final de los JJOO de Tokio: gasto total de 15.400 millones

El comité organizador de los Juegos Olímpicos de Tokio cifra el incremento de costes por el traslado de la cita a raíz de la pandemia en 2.800 millones de dólares.

Palco23

23 dic 2020 - 12:26

Balance final de los JJOO de Tokio: gasto total de 15.400 millones

 

 

Aunque la cifra podría volver a aumentar, el comité organizador de los Juegos Olímpicos de Tokio hizo ayer el balance final de 2020. La cita olímpica de Tokio, que debía haberse celebrado en 2020 pero se pospuso a 2021 por la pandemia del Covid-19, costará 15.400 millones de dólares.

 

Esta es la última versión del presupuesto dada a conocer por los organizadores, con un aumento del 21% (o 2.800 millones de dólares más) respecto a cálculo anterior. Los Juegos Olímpicos de Tokio se celebrarán del 23 de julio al 8 de agosto de 2021.

 

El incremento está vinculado, directamente, a los costes derivados del aplazamiento y de las medidas sanitarias que se han debido introducir por el coronavirus. La extensión del alquiler de las sedes o los gastos laborales extra superan los 1.900 millones de dólares, y las medidas dirigidas a prevenir contagios, a 930 millones de dólares.

 

 

 

 

El aumento de costes será asumido por el Gobierno de Tokio, que aportará alrededor de mil millones de dólares, mientras el Ejecutivo de Japón inyectará 700 millones de dólares más. El resto de capital procederá de un fondo privado financiado por el comité organizador, que prevé aumentar la partida de patrocinios. “Estamos pidiendo a los patrocinadores que extiendan sus aportaciones, pero aún no hemos llegado a una conclusión”, dijo Muto.

 

En la última versión del presupuesto, la contribución del Comité Olímpico Internacional (COI) se mantiene en 800 millones de dólares. El COI ya aumentó su inyección para financiar el traslado de las pruebas de maratón y marcha desde Tokio a Sapporo.

 

Pese al aumento, el consejero delegado del comité organizador, Toshiro Muto, señaló ayer que “hemos tratado de minimizar los gastos adiciónales y simplificar el evento tanto como ha sido posible”.

 

Según Muto, los gastos adicionales “pueden verse como una inversión positiva” para sacar adelante los Juegos Olímpicos “en un entorno muy duro”. Además, el dirigente quiere que la cita “represente el primer modelo sobre cómo convivir con el virus”.