18 May 2022 | 17:41

Líder en información económica del deporte

Media

Visa amplía hasta 2032 su patrocinio de los Juegos Olímpicos

La empresa de medios de pago, colaboradora del COI desde 1986, es uno de los miembros fundadores del programa de esponsorización, que genera el 45% de sus ingresos.

Palco23

31 jul 2018 - 16:30

El Comité Olímpico Internacional (COI) seguirá tirando de Visa. En este caso, de manera literal. El organismo ha anunciado la renovación de su contrato con la empresa de medios de pago hasta 2032. De esta manera, continuará ligada al movimiento más allá de las dos próximas ediciones de los Juegos Olímpicos, adjudicados a París 2024 y Los Ángeles 2028. Los términos económicos no se han hecho públicos.

 

Thomas Bach, presidente del COI, ha destacado la importancia de este acuerdo porque “Visa es uno de los miembros fundadores de nuestro programa TOP”, en referencia a la estructura de sus patrocinios en vigor desde 1986. “Demuestra la fortaleza de nuestra asociación duradera con Visa, […] y el atractivo a largo plazo del Movimiento Olímpico para las principales empresas del mundo”, ha añadido Tsunekazu Takeda, presidente de la comisión de márketing del COI.

 

La entidad financiera siempre ha visto en estos grandes eventos deportivos un escenario ideal para testar sus innovaciones en medios de pago, ante la cantidad de visitantes extranjeros que acuden a cada cita. “Aseguraremos que la próxima generación de atletas, aficionados, titulares de tarjetas y clientes puedan sacar más provecho de su experiencia olímpica”, ha confiado Al Kelly, director general de Visa.

 

Con el nuevo contrato, la compañía quiere estrechar lazos con los comités organizadores de cada cita olímpica, ya sea la de verano o la de invierno, “para asegurar un legado de adelanto de pagos digitales en el país anfitrión”. “Ofrecen una oportunidad sin precedentes para promocionar la marca Visa tanto a nivel de mercado local como a nivel mundial”, ha enfatizado Lynne Biggar, directora de márketing y comunicaciones de Visa.

 

La multinacional comparte espacio con Coca-Cola, Alibaba, Atos, Bridgestone, Dow, GE, Intel, Omega, Panasonic, Procter&Gamble, Samsung y Toyota, muchas de las cuales también han ido renovando su compromiso en los últimos meses. En los Juegos de Río 2016, todas estas multinacionales abonaron de forma conjunta más 1.000 millones de dólares para el ciclo iniciado en 2013, cuando en el iniciado en 1985 apenas fueron 85 millones de dólares.