01 Oct 2022 | 19:50

Líder en información económica del deporte

Media

Mediapro exigirá 50 millones a Prisa tras ganar la 'guerra del fútbol'

Palco 23

06 feb 2015 - 13:50

La guerra del fútbol se ha acabado y es el momento de evaluar los daños. Mediapro, vencedora en esta batalla judicial, ha avisado hoy que reclamará a Prisa el pago de más de 50 millones de euros por daños y perjuicios en un conflicto que arrancó en 2007 por el control de los derechos de televisión de la Liga. La advertencia llega un día después de que el Tribunal Supremo declarara nulos los contratos en litigio y rebajara de 320 millones a 32 millones de euros el importe que Mediapro deberá pagar a Prisa.

 

Jaume Roures, uno de los socios fundadores del grupo, ha explicado que los 50 millones que reclamarán corresponden al aval que depositó en su día Audiovisual Sport (filial de Sogecable y, por ende, de Prisa) para que se ejecutaran unas medidas cautelares en 2007, por las que Mediapro debía dejar de explotar los derechos de televisión que tenía firmados con varios clubes. A esta cifra se añadiría una adicional, que aún no se ha cuantificado, por los perjuicios económicos de un impago de Prisa a Mediapro que derivó en el concurso de acreedores de la última.

 

Tatxo Benet, que también ha comparecido vía streaming junto a Roures y Gerard Romy, el otro líder del grupo, se ha mostrado visiblemente emocionado por lo que supone la sentencia del Tribunal Supremo. "Ha sido un tiempo muy duro; estábamos seguros de que teníamos la razón", ha recordado. En este sentido, ha indicado que Prisa no habría logrado su propósito de retirarlos del mercado, ya que desde 2007 casi han duplicado su tamaño: las ventas han pasado de 780 millones a 1.500 millones de euros, mientras que la plantilla ha crecido de 1.900 a 3.500 personas.

 

Roures, al que también se le han escapado algunas lágrimas, ha asegurado que la sentencia "ha supuesto un espaldarazo moral" para la compañía, que se quita de encima la etiqueta de haber sido el actor perjudicial en este conflicto. Por ello, ha confiado que será un elemento más a su favor a la hora de acudir a la puja que abrirá próximamente la Liga de Fútbol Profesional (LFP) para vender los derechos de Primera y Segunda División de forma centralizada.