26 Ene 2022 | 22:16

Líder en información económica del deporte

Media

La Fifa vende en China las emisiones de los próximos mundiales y sigue negociando en España

El organismo ha alcanzado un acuerdo con la cadena pública CCTV, que tendrá la exclusiva del torneo en 2018 y 2022, mientras que en España aún no ha logrado un acuerdo.

Palco23

01 nov 2017 - 12:30

La Fifa se ha garantizado las retransmisiones de sus torneos en uno de los mercados más estratégicos para la industria del fútbol. El organismo ha cerrado un acuerdo con la televisión pública de China, CCTV, para que emita en exclusiva las ediciones del Mundial de 2018 y 2022, que se disputarán en Rusia y Qatar, respectivamente. Se desconocen los términos económicos del acuerdo, que prolonga una relación iniciada en 1978.

 

El contrato también incluye la exclusividad del Mundial femenino de 2019, por lo que la cadena se ha asegurado la difusión de los eventos que más expectación mediática genera en un país que aspira a que su selección tenga un papel relevante a medio plazo. “Es la emisora estatal pública más importante del país y llega al 99% del total de la población, de modo que, gracias al convenio, la Fifa podrá llegar a la máxima audiencia en China”, explica el organismo presidido por Gianni Infantino.

 

Pese a que originalmente se había enfocado a las retransmisiones vía satélite, CCTV ha adquirido los derechos para todo tipo de plataformas, incluidos los servicios OTT para aquellos usuarios de dispositivos móviles. “China desempeña un papel importante en la estrategia de desarrollo global de la Fifa. […] Se incrementa la popularidad del fútbol en el país y se logra un gran apoyo al desarrollo del fútbol nacional”, ha comentado Fatma Samoura, secretaria general del gobierno mundial del fútbol.

 

Mientras, en España siguen los rumores sobre un proceso que aún se encuentra en un estado inicial y que probablemente no se resolverá hasta pocas semanas antes del inicio del torneo, como ya sucedió con la Uefa Euro 2018. El organismo pide 40 millones de euros, pero las ofertas no sobrepasan los 25 millones de euros, según publica hoy El Español. Está por ver cómo finaliza el pulso, dado que ni Mediapro ni Telefónica han mostrado jamás interés por estos derechos.