16 Ene 2022 | 22:22

Líder en información económica del deporte

Media

Infront, IMG, MP&Silva pujan por la consultoría comercial de Conmebol

La asociación del fútbol latinoamericano saca a concurso la asesoría en la ventas de los activos comerciales de la Copa Libertadores y la Sudamericana.

Palco23

06 sep 2017 - 19:12

El fútbol latinoamericano avanza en sus reformas y vuelve a seducir al sector. Conmebol ha puesto en marcha un concurso para buscar un aliado comercial, y entre los cuatro licitadores se han colado tres gigantes del márketing deportivo: Infront Sports & Media, IMG y MP&Silva, que pujan por este contrato junto a la brasileña Sport Promotions. El proceso está siendo tutelado por la consultora EY, que se encarga de velar por la transparencia del mismo.

 

Tras recuperar la gestión de todo su negocio, la confederación del fútbol sudamericano quiere “contratar a una empresa especializada que preste servicios profesionales de consultoría para la comercialización, venta y posventa de los activos comerciales de las competencias de clubes”, como la recién reformada Copa Libertadores y la Sudamericana.

 

Este proceso licitatorio representa un avance más en las reformas que estamos implementando para profesionalizar y transparentar la gestión del fútbol sudamericano. Esta es la primera vez que la Conmebol abre una licitación para contratar una agencia profesional que le ayude a estructurar la comercialización de sus activos deportivos bajo un esquema profesional y competitivo”, ha recordado su presidente Alejandro Domínguez. Atrás quedan los casos de corrupción en los que se adjudicaban contratos a cambio de sobornos.

 

La entidad se ha dado hasta el 26 de septiembre para valorar las propuestas y elegir a su socio para el futuro. “Nos complace que cuatro empresas de talla mundial hayan presentado sus ofertas en la licitación para trabajar con Conmebol en la comercialización de los activos de nuestros torneos de clubes”, ha enfatizado.

 

Los primeros proyectos que deberá gestionar el adjudicatario son la venta de los derechos audiovisuales de los dos torneos de clubes para el ciclo 2019-2022, con la obligación de “maximizar los ingresos del fútbol sudamericano mediante un proceso profesional, transparente y competitivo”, que permita cumplir con los pagos prometidos a los equipos participantes.