Fitness

Peloton recorta sus previsiones y detiene la producción de bicicletas

La compañía estadounidense calcula que tendrá unos ingresos de 1.138 millones de dólares, frente a los entre 1.100 millones de dólares y 1.200 millones de dólares previstos, unas pérdidas de entre 423 millones y 481 millones.

Peloton recorta sus previsiones y detiene la producción de bicicletas
Peloton cobrará a los clientes una tarifa de envío y configuración de 250 dólares en algunos de sus modelos de bicicletas y una tarifa de envío y configuración de 350 dólares para algunas de sus cintas de correr.

Palco23

21 ene 2022 - 11:19

Pelotón se deshincha. La compañía estadounidense especializada en la fabricación y venta de bicicletas estáticas asociadas al home fitness está registrando una caída de su actividad tras el boom producido durante el inicio del Covid-19, por lo que ha anunciado una reducción de sus expectativas para el segundo trimestre fiscal de 2022, finalizado en diciembre.

 

Hasta diciembre, Peloton calcula que tendrá unos ingresos de 1.138 millones de dólares, frente a los entre 1.100 millones de dólares y 1.200 millones de dólares previstos, unas pérdidas de entre 423 millones y 481 millones de dólares y un resultado bruto de explotación (ebitda) negativo de entre 260 millones y 270 millones de dólares frente a los entre 325 millones y 350 millones negativos previstos. Con ello, la compañía estima que cerrará el trimestre con 2,77 millones de suscriptores, frente a los entre 2,8 millones y 2,85 millones previstos.

 

A causa de la reducción significativa de la demanda, Peloton ha detenido su producción de bicicletas de febrero a marzo. La compañía atribuye este desajuste a un aumento de la competencia y una subida de precios. En concreto, Peloton no fabricará su cinta de correr Tread durante seis semanas, a partir de febrero y no prevé producir ninguna máquina Tread+ en el año fiscal actual que finalizó el 30 de junio de 2022.

 

 

 

 

Peloton cobrará a los clientes una tarifa de envío y configuración de 250 dólares en algunos de sus modelos de bicicletas y una tarifa de envío y configuración de 350 dólares para algunas de sus cintas de correr. Además, según Cnbc, Peloton también contrató a la consultora McKinsey para revisar su estructura de costos y eliminar puestos de trabajo.

 

Ante el cambio de previsiones, Peloton redujo ayer su cotización hasta los 26 dólares por acción, cotizando por debajo de su precio de salida a bolsa en septiembre de 2019, cuando era de 29 dólares. Peloton había llegado a cotizar a 166,57 dólares por acción.

 

“Estamos tomando medidas correctivas significativas para mejorar nuestra perspectiva de rentabilidad y optimizar nuestros costos en toda la empresa; esto incluye mejoras en el margen bruto, pasar a una estructura de costos más variable e identificar reducciones en nuestros gastos operativos a medida que construimos un Peloton más centrado en el futuro”, ha explicado John Foley, cofundador y consejero delegado de la compañía.