Líder en información económica del deporte

Fitness

OKMas prosigue su avance lejos de Andalucía: tras Castellón y Madrid, abre en Zaragoza

La cadena andaluza abrirá su primer gimnasio en Aragón con un centro propio, mientras que en Torrejón de Ardoz lo hará de la mano de un franquiciado que asumirá la gestión.

Patricia López

04 may 2017 - 04:55

OKMas quiere dar un impulso a su negocio en fuera de Andalucía. La cadena gaditana, que en enero plantó bandera en la Comunidad Valenciana con la apertura de un centro en Castellón, inaugurará dos nuevas instalaciones en Aragón y en la Comunidad de Madrid que le llevarán a crecer lejos de su principal área de influencia.

 

La compañía abrirá en septiembre en el Centro Comercial Utrillas de Zaragoza. El local cuenta con 1.500 metros cuadrados, de los cuales 300 metros se destinarán el entrenamiento outdoor. Con esta apertura, OKMas sigue los pasos de otras cadenas, como Viva Gym, Holiday Gym, DreamFit y McFit, que en los últimos años han abierto o planean abrir en la capital aragonesa.

 

En cuanto al club de la Comunidad de Madrid, se ubicará en Torrejón de Ardoz y abrirá en agosto, aunque ya ha empezado la comercialización de los abonos. Estos proyectos “son nuestra punta de lanza para dar a conocer este modelo fuera de las fronteras andaluzas, una comunidad autónoma donde somos líderes, y ampliar el radio de acción de OKMas”, explica a Palco23 Carlos Alcalde, consejero delegado de Deporocio.

 

El de Madrid será el tercer centro que la compañía abra en régimen de franquicia, tras los licenciados en Granada y Sevilla. “Somos flexibles con los franquiciados, siempre que sigan la filosofía de la empresa y que opten por localizaciones que cuenten con al  menos 40.000 habitantes”, detalla José Antonio Alcón, director de expansión y franquicias de Deporocio. La compañía, que ingresa 15.000 euros de canon a cambio de licenciar el uso de su marca, quiere seguir creciendo en España de la mano de socios locales, cuya inversión

 

“Pueden ser inversores capitalistas que dejen en nuestras manos la gestión del gimnasio, o socios con experiencia en el sector que deseen implicarse de lleno en la dirección de la instalación”, explica el directivo al afirmar que en el caso de Torrejón de Ardoz el franquiciado se encargará de gestionar el club.

 

Fundada en 1993, Deporocio empezó su andadura en el sector gestionando instalaciones en régimen de concesión administrativa bajo la marca Ociosur. En 2010, la compañía decidió diversificar su modelo de negocio y creó la marca OKMas con el objetivo de ofrecer clubes de menor dimensión.

 

La cadena se ha marcado el objetivo de cerrar 2017 con seis aperturas, por lo que a las tres ya anunciadas le seguirán tres más, probablemente en Andalucía y la Comunidad de Madrid. A día de hoy la compañía cuenta con una red de 17 instalaciones, de las cuales diez son centros de proximidad y siete operan en régimen de concesión administrativa.

 

Durante 2016, la compañía rebautizó estas instalaciones para dejar de identificarse como Ociosur y pasar a llamarse OKMas Wellness & Fitness. Durante el pasado año, la cadena creció un 5% hasta rebasar los 12 millones de euros en ingresos y alcanzó los 34.000 abonados.