Fitness

Mais que Auga aplaza la vuelta a beneficios a 2023 pese a recuperar abonados

La cadena gallega de gimnasios estima que no podrá evitar las pérdidas el presente curso, pese a incrementar sus ingresos un 46%, hasta seis millones de euros. Mais que Auga ha invertido en maquinaria y en renovar pistas de pádel.

Mais que Auga aplaza la vuelta a beneficios a 2023 pese a recuperar abonados
En el ejercicio, la cadena ha invertido 30.000 euros en mantener la maquinaria y las salas de fitness y ha cambiado el suelo de nueve pistas de pádel, utilizando el que se requiere para competir en World Padel Tour. Cada pista ha supuesto una inversión de

Miquel López-Egea

19 oct 2022 - 05:00

Mais que Auga aplaza la recuperación. La cadena gallega de gimnasios espera volver a números negros en 2023, pero no podrá evitar las pérdidas el presente curso, pese a incrementar sus ingresos un 46%, hasta seis millones de euros, tal como tenía previsto.

A cierre de septiembre, la cadena contaba con 14.000 abonados, cifra que espera incrementar un 7,1% a cierre del año.

 

“Cumpliremos las previsiones, pero seguimos lejos del nivel pre-Covid en abonados, aún un 8% por debajo”, explica Francisco Cortegoso, director general de la cadena, a Palco23. El directivo estima que la recuperación total se producirá a finales de 2023.

 

“Hemos tenido restricciones en el total del año, pero haciendo un ajuste de costes y previsión de tesorería podremos aguantar el tirón, no tenemos ningún tipo de riesgo entre los accionistas y las entidades financieras que nos dan apoyo”, avanza.

 

 

 

 

La cadena, que opera el modelo concesional y privado, ha tenido que hacer frente al incremento de los suministros, ya que además de piscinas, cuenta con saunas de vapor y finlandesa, por lo que, desde que empezó la crisis energética arrastra un sobrecoste de 600.000 euros entre gas y electricidad. La cadena ha invertido en placas fotovoltaicas en dos de sus cuatro centros y ha reducido el horario de funcionamiento del spa, que ha pasado de operar dieciséis horas al día, a diez horas.  

 

Además, también ha realizado una subida de precios. “Hemos percibido un aumento de las bajas porque las tarifas han subido lo que nos ha permitido el Concello y esto ha chocado a la gente”, explica Cortegoso. El incremento ha sido en torno al 7%, por lo que el ticket medio de los usuarios está por encima de los veinte euros y el abono medio asciende a 35 euros.

 

En esta línea, la cadena decidió en septiembre no realizar una campaña de abonos y aplazarla a finales de octubre, “haciéndola más agresiva”, explica. “Estábamos en un buen momento en el que la gente se apuntaba por inercia y se estaban recuperando los hábitos, de hecho, un factor clave para ir a un gimnasio es la cercanía”, añade.

 

 

 

 

En el ejercicio, la cadena ha invertido 30.000 euros en mantener la maquinaria y las salas de fitness y ha cambiado el suelo de nueve pistas de pádel, utilizando el que se requiere para competir en World Padel Tour. Cada pista ha supuesto una inversión de 5.000 euros.

 

Actualmente, la cadena cuenta 136 empleados, uno más que a cierre de 2021, y ha aumentado el número de horas contratadas a sus empleados. Máis que Auga, fundada en 2008 y dirigida por Francisco Cortegoso, cuenta con cinco centros: tres Máis que Auga y dos MeuFit, tras la apertura de su segundo centro MeuFit en Vigo en octubre de 2021. 

 

Controlada por la constructora Civis, la empresa nació de la UTE (unión temporal de empresas) de esta compañía con Gaia, la gestora de la cadena AQA. En 2014, Civis adquirió el 100% de la cadena para operar por su cuenta, lo que le llevó a disponer de dos centros deportivos, al que se unió el proyecto de Navia, que fue el último en inaugurarse.