19 Ene 2022 | 15:37

Líder en información económica del deporte

Fitness

El Rafa Nadal más polideportivo: creará varios clubes deportivos en su gimnasio

El centro de fitness ubicado en su academia de tenis espera convertirse en un club deportivo de formación y competición en múltiples disciplinas, como la natación y el running.

Patricia López

28 nov 2017 - 04:59

Sport Time es el gimnasio que Rafa Nadal levantó junto a la academia de tenis que fundó en Manacor (

 

 

En poco más de un año, el Rafa Nadal Sports Centre se ha convertido en una de las principales academias de tenis de España. Aunque su latemotiv es el alto rendimiento dirigido a jóvenes promesas de esta disciplina, la instalación también funciona como academia, colegio, residencia, museos, clínica y el gimnasio Sport Time, que está abierto a la comunidad, al deportista profesional y al jugador en formación. ¿El objetivo? Extender sus servicios deportivos más allá de la raqueta y, en un futuro, crear clubes de otros deportes, un desafío en el que el centro de fitness jugará un papel relevante.

 

“Estar ubicados en Mallorca nos lleva a dar servicio a un público amplio, desde a la comunidad local hasta al cliente vacacional que se hospeda en la residencia. Nuestra principal fuente de actividad más fuerte es el ciudadano de Manacor, pero recibimos más usuarios porque estamos en colaboración con todas las líneas de negocio del complejo”, explica Mayte Fernández, directora de Sport Time, un centro de 3.000 metros cuadrados ubicado en el Rafa Nadal Sports Centre.

 

“La acogida ha sido un éxito, puesto que abrimos con 1.200 socios y ahora ya contamos con 2.000 abonados, de los cuales 400 niños participan en cursos de natación”, afirma. He aquí uno de sus ejes estratégicos de crecimiento. “Tenemos en mente crear un club deportivo de cada disciplina. Hemos empezado a crear cantera en natación y en un año hemos doblado la cifra de cursillistas”, afirma.

 

 

 

 

La previsión es seguir trabajando la base para “competir de manera federada”, no sólo en natación sino también en running o triatlón, entre otras disciplinas. “Hay mucho por hacer y explotar, y nos gustaría ofrecer ese servicio”, apunta. Por el momento, ya han empezado a hacer una serie de test con atletas que compiten en pruebas de resistencia.

 

“El año pasado entrenamos y acompañamos al triatleta Jaume Baquer en el Ironman de Alcudia, lo que nos ayudó a promocionar nuestros servicios de entrenamiento. Eso nos inspiró a ir más allá”, admite. De ahí que la empresa haya invertido en abrir una sala de técnica de carrera y en un sistema de hipoxia para “mejorar el rendimiento, prevenir lesiones y dirigirnos a los corredores que buscan que se les dé un servicio más individualizado”, detalla.

 

Con esta estrategia, la compañía trata de posicionarse como un gimnasio no sólo dirigido al ciudadano local, sino también al público cuya práctica deportiva trasciende al ocio. “Parte de nuestros clientes residen aquí durante dos semanas y adquieren un programa deportivo personalizado”, señala.

 

 

 

Es parte de los ingresos atípicos del centro, que representan el 15% de la facturación, entre los que se encuentra en entrenamiento personal, online, los cursillos de natación y los pases temporales para atraer a los turistas. “Nos planteamos seguir aumentando esta oferta, especialmente para el cliente que no puede venir siempre al club”, indica.

 

La digitalización es otro de sus pilares del club. “El equipamiento y el software de entrenamiento nos permite hacer un seguimiento del cliente, lanzare retos y dinamizar la actividad. Creo que ahí nos diferenciamos respecto a la oferta de clubes que tenemos alrededor”, defiende, sobre un sistema proporcionado por Technogym, su proveedor de equipamiento.

 

Junto a la tecnología, la apuesta por el outdoor es clave, según la directiva. “El clima de aquí invita a entrenar por libre, por eso decidimos crear grupos de running, dar servicio fuera del club y atraer la atención del socio que se plantea entrenar por libre y fuera del centro”.

 

La instalación abrió en septiembre de 2016 con una inversión de más de 10 millones de euros. Además del gimnasio y la Rafa Nadal Academy, que consta de 26 pistas de tenis, 10 pistas de pádel, dos piscinas, campo de fútbol reglamentario y de fútbol 7, tres pistas polideportivas y una pista de atletismo, cuenta con residencia para jugadores y para clientes, museo y clínica. Movistar es el patrocinador principal, Air Europa y Dekton, y con otras marcas colaboradoras como Nike, Technogym, Babolat, Kia y Mueller.