18 May 2022 | 21:31

Líder en información económica del deporte

Fitness

El fondo Portobello cierra la compra de Supera

La entrada de Portobello Capital mediante una ampliación de capital permitirá a la cadena gallega ganar el músculo necesario para competir en el recuperado mercado de concesiones y en el acelerado segmento del 24 horas.

Patricia López

30 nov 2017 - 18:34

Portobello se compromete a realizar una segunda ampliación de capital en un plazo de dos años para impulsar el crecimiento de la cadena

 

 

Nueva etapa para Supera. El fondo de capital riesgo Portobello ha cerrado la adquisición de la cadena de gimnasios Supera, a través de la compra de más del 50% de su accionariado mediante una ampliación de capital. Finalmente no ha sido una compra-venta sino que el fondo se hará con más del 50% de la cadena de gimnasios a través de una ampliación de capital que permitirá liquidar la emisión de bonos de 55 millones que emitió en 2015. 

 

Asimismo, el fondo de inversión ha adquirido el compromiso de suscribir una segunda ampliación de capital en un plazo máximo de dos años, por lo que la firma seguirá ampliando su participación y el resto de accionistas diluirán su capital. Fuentes de Supera han indicado a Palco23 que la entrada de Portobello en el capital generará suficiente pulmón financiero para “seguir creciendo en el sector con nuevos proyectos”.

 

Fernando Chinchurreta, presidente de la compañía y ex director general de la firma de inversión hasta 2015, fue la figura que dio la orden de venta meses atrás y, con la intermediación del banco estadounidense Greenhill, la operación ha llegado al fin a buen puerto. El fondo, por su parte, ha sido asesorado por PwC, Bain y Pinsent Masons.

 

El directivo seguirá como accionista de la cadena, junto al resto de accionistas entre los que se encuentran Guillermo Druet, director general, que seguirá al frente de la compañía como director general.

 

 

 

 

Fuentes de Supera han confirmado a este diario que el resto de la directiva también seguirá, al igual que los accionistas minoritarios, como el ex director general José Manuel González y Ricardo García Seijo, que en su momento presidió la empresa como representante de Banco Pastor. De hecho, la entidad de crédito se convirtió en accionista principal de la cadena entre 2008 y 2014, cuando empezó a vender progresivamente sus participaciones hasta salir del accionariado.

 

La compañía ha anunciado que este cambio de control “supone un reforzamiento de la estructura de fondos propios y de la solvencia de la sociedad, como consecuencia directa de la ejecución de las ampliaciones de capital descritas, con la inyección de liquidez que ello supone”.

 

Carlos Dolz de Espejo, socio de Portobello Capital, ha declarado que ven “con gran potencial el futuro del sector de centros deportivos concesionales en España, y creemos que hay una oportunidad inmejorable de crecimiento, tanto orgánico como inorgánico, de la mano del actual equipo directivo, liderado por Guillermo Druet”.

 

 

 

 

Por su parte, el director general ha añadido que “Sidecu inicia con entusiasmo esta nueva etapa para impulsar los numerosos planes de crecimiento existentes en la compañía con el apoyo de Portobello Capital. Estamos convencidos de que la demostrada capacidad de nuestro nuevo socio para impulsar el crecimiento de sus empresas”.

 

Tras la llegada de Chinchurreta a Supera en 2015, la empresa ha diversificado su modelo, tradicionalmente vinculado a la gestión de instalaciones municipales. La creación de Supera 24 Fitness, una cadena de gimnasios que abren durante todo el día, impulsó el crecimiento del grupo, que dejó de depender de las licitaciones y aportó por abrir centros propios. Actualmente, bajo esta marca operan catorce gimnasios, para un total de 43 instalaciones en España y Portugal. Los 29 centros restantes son centros municipales.

 

Supera cerró 2016 con una facturación de 41,5 millones de euros y un beneficio de 2 millones de euros, el doble que el obtenido en 2015. Es uno de los principales operadores del sector del fitness en España, tan sólo superado en cifra de negocio por Metropolitan y Go Fit.

 

 

Guillermo Druet