Fitness

El dueño de Snap Fitness arranca en Barcelona la implantación de 9Round en España

El grupo estadounidense, que tiene 11 gimnasios con su buque insignia en el país, se dirigirá a técnicos de sala para cerrar 2019 con la venta de diez franquicias de su formato de estudio de entrenamiento de alta intensidad.

P. López

09 may 2019 - 04:59

El dueño de Snap Fitness abrirá su primer 9Round en España en Barcelona y quiere tener diez en cartera antes de 2020

 

 

Lift Brands da el pistoletazo de salida a la expansión de 9Round en España. El grupo estadounidense, también propietario de Snap Fitness, ha firmado en Barcelona su primera franquicia en el país para esta cadena, especializada en entrenamientos de alta intensidad a partir del kick boxing. Según ha podido saber Palco23, el club se abrirá en dos meses en la Avenida Josep Tarradellas, a escasos cien metros de donde opera un centro de su marca principal de gimnasios.

 

El complejo estará especializado en entrenamiento Hiit y consistirá en un circuito dirigido por un instructor y formado por nueve estaciones. “La gracia es que se puede acceder al entreno cada tres minutos, que es cuando hay cambio de ejercicio”, explica a este diario Albert Marco, director general de la filial española de Snap Fitness. El circuito cambia diariamente para evitar la monotonía de la sesión, que dura treinta minutos y está monitorizada con MyZone, una tecnología que también se utiliza en los clubes de Snap Fitness.

 

“Es un centro de conveniencia y el producto que está diseñado  y pensado para que el franquiciado sea la misma persona que imparta las clases”, añade Marco.  Con un claro enfoque al autoempleo, la marca exige una inversión inicial de 50.000 euros para abrir un club, una cantidad menor a los 200.000 euros que se requieren para inaugurar un gimnasio de Snap Fitness.

 

 

 

 

El modelo de negocio no se basará en el pago por uso, un sistema muy utilizado por este tipo de cadenas de estudios especializados, sino que se propondrá una tarifa mensual, tal y como ocurre en Estados Unidos. Allí opera más de 700 boutiques y apuesta por una tarifa que oscina entre 50 y 100 dólares, con acceso ilimitado a la instalación; para España aún no se han definido las tarifas. Para que un club sea rentable se necesitan entre 200 y 300 clientes.

 

El club de Barcelona supondrá la entrada de la marca en el sur de Europa, donde espera crecer creando sinergias con Snap Fitness, que en España opera 11 instalaciones. La filial ibérica también dirigirá la expansión de la cadena por Irlanda y Reino Unido, donde próximamente rebasará los quince estudios. La idea es que los abonados puedan inscribirse directamente en 9Round o a través de una tarifa conjunta con la cadena original, que en el país es más conocida después de tres años operando en este mercado.

 

Lift Brands decidió asumir el control del negocio de Snap Fitness en España en 2018, con el objetivo de dotarle del músculo financiero necesario y pilotar de cerca su expansión en el mercado ibérico. En este plan, 9Round jugará un papel relevante, ya que Marco planea cerrar el año con diez franquicias vendidas y en proceso de apertura en grandes ciudades.

 

La dirección de la cadera prevé conseguirlo tras haber confiado en un concepto de club de menor inversión y tamaño respecto a Snap Fitness, ya que sólo necesita locales de entre 100 metros y 200 metros cuadrados, con una inversión de 50.000 euros, que es diez veces inferior a la de un gimnasio del grupo. “Es una buena fórmula para entrenadores que aspiran a gestionar su propio negocio, pero aún no tienen los recursos necesarios para un club de grandes dimensiones”, explica Marco.

 

Con esta apertura, la cadena pondrá fin a un periodo de más de doce meses sin inaugurar ningún club. El grupo cerró 2018 con unas ventas de 3,8 millones de euros en España, lo que supuso un incremento del 49% respecto al año anterior gracias al incremento de clientes en sus once gimnasios de Barcelona, Reus, Tarragona y Madrid. Para este año, los planes de Snap Fitness también pasan por inaugurar un club en la estación de Girona.

 

En total, Lift Brands tiene presencia en 27 países, y su marca original es la que más presencia tiene, con más de 2.000 instalaciones. Le sigue 9Round, que opera en 18 países, con más de 800 clubes, y otras líneas de negocio, como Yogafit, los gimnasios premium Steele Fitness y el programa Fitness on Demand, que trabaja con cadenas hoteleras, escuelas y centros de fitness a través de clases virtuales.