07 Jul 2022 | 10:43

Líder en información económica del deporte

Fitness

DiR llevará su estudio ‘boutique’ a al menos dos gimnasios más

La cadena, que inaugurará su primer espacio DIRebel en Barcelona el 7 de mayo, prevé extender el concepto para adaptar sus clubes a las nuevas tendencias del sector del fitness.

Palco23

03 may 2018 - 13:28

DiR apuesta por el entrenamiento hiit con el lanzamiento de DIRebel, un espacio boutique que ha integrado en el club que opera en Tuset (Barcelona) y que implantará en al menos dos centros más durante los próximos meses. La cadena catalana de gimnasios ha desarrollado una actividad dirigida de alta intensidad, DiR Bootcamp, con la que aspira a adaptarse a los nuevos hábitos de consumo de los clientes y hacer frente a la creciente competencia del sector.

 

La idea es que los abonados del centro de Tuset puedan utilizar este servicio sin pagar costes adicionales a su cuota, mientras que los usuarios que no están inscritos deberán pagar 9,90 euros para asistir a las clases. El pase puntual les dará acceso al resto de instalaciones, por lo que la compañía prevé dar a conocerse a conocer y aumentar los ingresos atípicos.

 

La cadena está estudiando en qué otros centros implantará el concepto, pero fuentes de DiR aseguran a Palco23 que la implantación se realizará durante los próximos meses y que la idea no es extenderlo a todos los clubes. “No todos los centros tienen espacio para habilitar esta zona de entrenamiento”, comentan.

 

 

 

 

El concepto se basa en un circuito de entrenamiento por intervalos de alta intensidad en el que los abonados harán ejercicio sobre una cinta de correr, con pesas y steps. “Este tipo de sesión permite quemar calorías durante la clase y durante horas posteriores”, detalla la compañía. De este modo, DiR adapta su parrilla de actividades a las tendencias del sector del fitness, en las que el Hiit ha ido ganando relevancia durante los últimos años.

 

La cadena dirigida por Ramón Canela opera una red de 16 centros de gran tamaño, cuatro BDiR, nueve YogaOne y un DiR Studio, para un total de treinta instalaciones en Cataluña. La empresa no ha hecho públicos los datos de facturación del año pasado, pero según la información facilitada al Registro Mercantil cerró 2016 con unas ventas de 42,1 millones de euros.