30 Jun 2022 | 15:52

Líder en información económica del deporte

Fitness

Basic-Fit reorganiza su oferta de cuotas y sube el precio de sus gimnasios

La cadena holandesa, que hasta ahora disponía de tres cuotas, simplificará el sistema con la creación de dos abonos. La tarifa premium se dispara hasta 29,9 euros y se incluirá el uso de la app de entrenamiento en el precio.

Palco23

03 dic 2018 - 11:19

Basic-Fit reorganiza su oferta de cuotas y sube el precio de sus gimnasios

 

 

Basic-Fit reorganiza su oferta de cuotas para aumentar el precio de las cuotas de sus gimnasios. La cadena holandesa ha anunciado que cambiará los abonos que comercialice a partir de ahora para ofrecer dos tipos de tarifas: la confort, con un precio de 19,9 euros, y la premium que eleva el coste hasta 29,9 euros.

 

Hasta ahora, la compañía disponía de tres tipos de tarifas diferenciadas con precios de 19,9 euros, 21,9 euros y 27,9 euros. La más cara permitía realizar el pago mensual en lugar de anual y no exigía una permanencia de doce meses. Con la nueva política de precios, la compañía eleva el coste a cambio de ofrecer más servicios adicionales, como el uso la app de entrenamiento, que valía 4,99 euros.

 

Otro de los cambios es que se limitará el uso compartido de la tarjeta de acceso a los centros. Hasta ahora, se podía compartir con hasta cuatro miembros de la unidad familiar, y con el nuevo sistema sólo la tarifa premium dará esta opción. Además, ya no se podrá compartir con un miembro más de su familia. Eso sí, cada vez que acuda al club podrá ir a acompañado de un amigo. Otra diferencia más es que la tarifa más cara exige permanencia obligatoria, y “la única opción de tener mayor flexibilidad y cancelar el abono es pagando ocho euros adicionales por cada periodo”, explica la compañía.

 

 

 

 

Al igual que las tarifas que se venían ofreciendo hasta ahora, el abono permitirá el acceso a clases dirigidas virtuales y a cualquier centro de la red de Basic-Fit. Eso sí, pese a la simplificación de las cuotas en dos abonos, la empresa seguirá cobrando extras a sus clientes, como el servicio de agua y bebidas isotónicas y la asistencia a clases dirigidas presenciales, que costará cinco euros al mes.

 

La cadena holandesa facturó 291 millones de euros hasta septiembre, lo que supuso un incremento del 22% respecto a los primeros nueve meses de 2017. El alza de las ventas responde al incremento de abonados, que en un año ha crecido un 21%, hasta 1,78 millones de personas. El incremento de clientes y de las ventas por servicios no incluidos en la cuota contribuyó a compensar una caída del 1% en el ticket medio, un descenso que la compañía ahora quiere frenar con las nuevas tarifas.

 

Basic-Fit no es la única cadena low cost con presencia en varios países de Europa que sube los precios. La cadena alemana McFit también aumentó el coste de los abonos el año pasado en España e Italia, pasando de 19,90 euros a 23,90 euros a cambio de ofrecer el servicio de ducha incluido en la tarifa.