08 Dic 2021 | 08:30

Líder en información económica del deporte

Equipamiento

Shimano eleva su facturación un 65% en el primer semestre y mejora previsiones

Las ventas de componentes para bicicletas crecieron un 73,4%, mientras que las ventas de aparejos de pesca aumentaron un 38,4%. La compañía con sede en Japón eleva su pronóstico para 2021. 

Palco23

28 jul 2021 - 16:00

Shimano eleva su facturación 65% en el primer semestre y mejora previsiones

 

Shimano dispara sus ingresos en los primeros seis meses del año. Las ventas de la compañía japonesa han aumentado un 65,2% respecto al mismo período del año anterior, hasta 264.694 millones de yenes (2.038 millones de euros). El beneficio ha crecido un 79,5%, hasta 56.113 millones de yenes (432 millones de euros).

 

 Las ventas de componentes para bicicletas, la principal fuente de ingresos de la compañía, han crecido un 73,4%, mientras que las ventas de aparejos de pesca han aumentado un 38,4%. La compañía con sede en Japón ha elevado sus pronósticos para el año, que prevé finalizar con unas ventas de 500.000 millones de yenes (3.849 millones de euros).  

 

El auge mundial del ciclismo, provocado por la propagación del Covid-19, mantuvo el impulso este año y la demanda de bicicletas se mantuvo en niveles altos en todos los mercados”, detalla la compañía japonesa. “En los mercados extranjeros, incluidos los de Europa y Norteamérica, las ventas de bicicletas y productos relacionados con bicicletas se mantuvieron sólidas en general y los inventarios de los distribuidores se mantuvieron en niveles bajos”, añade. 

 

 

El pasado abril se declaró de nuevo en Japón el estado de emergencia, lo que empeoró el entorno laboral y presionó a la baja el consumo personal, señala Shimano, lo que afectó a la economía local. Además, algunas de las fábricas del grupo Shimano experimentaron un cierre temporal, pese a lo cual en el contexto de la nueva normalidad, el interés y la demanda de bicicletas y pesca siguió siendo alto, y la compañía aumentó la capacidad de producción en las fábricas de Japón y en el extranjero. 


La compañía japonesa de componentes cerró el primer trimestre del año con un beneficio de 28.659 millones de yenes (218,8 millones de euros), lo que supone un 45,7% más que el mismo período del año pasado.