08 Dic 2021 | 01:06

Líder en información económica del deporte

Equipamiento

Las estaciones de esquí de Andorra reclaman al Gobierno ayudas de 19 millones

Grandvalira, Ordino Arcalís y Pal Arinsal arrastran grandes déficits económicos fruto de la pandemia del coronavirus y confían en recibir ayudas estatales.

Palco23

03 feb 2021 - 11:27

Las estaciones de esquí de Andorra reclaman al Gobierno ayudas de 19 millones

 

 

Ski Andorra reclama 19 millones de euros en ayudas para el sector . Las estaciones de esquí se desangran ante la ausencia de turistas en los primeros meses de la temporada debido a las restricciones impuestas por España y Francia y solicitan ayudas al gobierno de Andorra, informa  Diari d'Andorra.

 

El dinero solicitado es la cuantía mínima necesaria para cubrir el déficit  en el que han incurrido las estaciones en los tres primeros meses ante la disminución de visitantes, y debido a que el consumo interno es del todo insuficiente.

 

Grandvalira, Ordino Arcalís y Pal Arinsal afrontan los meses que quedan de temporada con incertidumbre , y con unas expectativas que no invitan al optimismo vista la evolución de la pandemia y las restricciones de movilidad en los países vecinos.

 

El dinero que hasta el momento las estaciones han recibido a través de los expedientes de regulación de empleo temporal (Erte) y por la reducción del recibo de electricidad sería descontado de las ayudas. Además, se comprometerían aumentar las instalaciones y pistas abiertas en sus propietarios dominios, dando respuesta a la demanda de los andorranos.

 

 

 

 

Para el Gobierno de Andorra, el esquí es un sector estratégico, un motor económico , pero el ordenamiento jurídico no contempla una manera de dar una respuesta rápida a esta solicitud, motivo por el cual se debatirá sobre ello en la sesión de Consejo de Ministros.

 

En caso de que las ayudas no lleguen, o sean muy inferiores al importe total solicitado,  se podría llegar a comprometer la viabilidad de alguna de las estaciones. La situación es tan compleja que, recientemente, el  comú  de la Massana tuvo que inyectar tres millones de euros a Pal Arinsal para que pudiera hacer frente a sus problemas de liquidez.