16 Ene 2022 | 12:00

Líder en información económica del deporte

Equipamiento

GoPro entra por primera vez en pérdidas y se deja 420 millones de dólares en 2016

G.G.R.

03 feb 2017 - 09:25

GoPro pierde dinero por primera vez en su corta y, hasta el último año, exitosa historia. La empresa californiana está lejos de aquellos momentos en los que batía récords de facturación y de beneficios. En 2016, su cifra de negoció cayó un 26,8%, hasta 1.185,5 millones de dólares (926 millones de euros), pero el verdadero punto de inflexión a su trayecto se ha dado en su rentabilidad.

 

La compañía fundada por Nicholas Woodman entró por primera vez en pérdidas en un ejercicio completo y se dejó 419 millones de dólares (388,2 millones de euros) el pasado año, frente al beneficio neto de 36 millones de dólares que se anotó el ejercicio anterior, pese ver ya cómo sus ventas descendían por la alta competencia de otros fabricantes en el segmento de las cámaras de acción.

 

La empresa, que no matiza sobre la facturación por categorías de producto ni por regiones, sólo detalla que en China su crecimiento pasó del 61% en 2015 a un auge del 90% el pasado ejercicio. "En 2016, hicimos grandes inversiones en hardware, en la nube y en diversas apuestas para que la experiencia de GoPro desde el móvil sea increíble", ha comentado Woodman en un comunicado.

 

Cabe recordar que GoPro anunció en noviembre el despido del 15% de su plantilla para reducir gastos operativos en aproximadamente 650 millones de dólares (611 millones de euros). El fabricante cerró entonces la división de entretenimiento, redujo sus instalaciones y suprimió alrededor de 200 puestos de trabajo a tiempo completo, que se suman a los 100 empleados que ya fueron despedidos un año antes.

 

Con esta estrategia para reconducir a la marca pionera en este tipo de productos, la compañía espera alcanzar su objetivo de lograr un negocio rentable en 2017. "La demanda de GoPro por parte de los consumidores es sólida y hemos estrechado nuestro enfoque para concentrarnos en nuestro negocio principal", ha señalado el fundador.

 

Con esta situación, el consejo de administración ha decidido colocar a alguien como director de operaciones, después de que en 2015 este cargo quedara vacante. Para esta tarea, el máximo órgano de GoPro ha ascendido a CJ Prober, quien cuenta con experiencia en Electronic Arts y McKinsey.