01 Dic 2021 | 22:55

Líder en información económica del deporte

Equipamiento

Fitbit factura un 9,6% más pero sólo logra reducir sus pérdidas un 1,7%, hasta 242 millones

La compañía de smartwatches aumentó su facturación gracias a las ventas en Europa, Oriente Medio y África, mientras que en Estados Unidos su comercio se redujo un 3,1%.

Palco23

02 may 2019 - 09:55

Las ventas de Fitbit aumentaron gracias al crecimiento de su negocio en Emea, con un alza del 34%

 

 

Fitbit arranca 2019 en pérdidas tras finalizar 2018 en beneficio. La compañía de smartwatches y pulseras de actividad física vendió equipamiento por 271,8 millones de dólares (242millones de euros), lo que supuso un crecimiento del 9,6% en su volumen de negocio en el primer trimestre. Sin embargo, la compañía perdió 79,4 millones de dólares (70,7 millones de euros) durante ese periodo, un 1,7% menos que el año anterior.

 

Su principal mercado volvió a ser Estados Unidos, donde se concentra el 49,6% de sus ventas. Eso sí, su peso cayó respecto al año anterior, ya que la facturación se redujo un 3,1%, hasta 135 millones de dólares (120,2 millones de euros). El segundo mayor mercado fue Europa, Oriente Medio y África (Emea), con un negocio de 87 millones de dólares (77,5 millones de euros), un 34,8%.

 

En Asia-Pacífico las ventas también mejoraron, y lo hicieron un 23,8%, hasta 87 millones de dólares (77,5 millones de euros). La nota negativa fue que en el resto de países de América que no incluyen Estados Unidos las ventas cayeron un 4,9%, hasta 15,3 millones de dólares (13,6millones de euros).

 

 

 

 

Para el resto de 2019 la compañía espera que la venta de dispositivos aumente pero que el ticket medio se reduzca. La idea es que la facturación suba entre un 1% y un 4%, hasta superar los 1.520 millones de dólares (1.354millones de euros) y hasta 1.580 millones de dólares (1.407 millones de euros).

 

A cierre de 2018, la compañía, que entró en pérdidas en 2017, tuvo un beneficio de 48,8 millones de dólares (42,8 millones de euros) el año pasado. Su facturación se redujo un 6,3%, hasta 1512 millones de dólares (1328,4 millones de euros), con caídas en todas sus regiones salvo Asia.