Líder en información económica del deporte

Equipamiento

Fitbit cierra la compra de la tecnología de los relojes inteligentes Pebble

Palco23

09 dic 2016 - 11:22

Fitbit continúa avanzando a base de adquisiciones y alianzas. El fabricante de pulseras y relojes inteligentes para la actividad física ha completado la compra de la compañía de smartwatches Pebble. Aunque los detalles económicos de la operación no han sido desvelados, hace unos días la prensa estadounidense situaba los términos económicos en una horquilla entre 34 millones y 40 millones de dólares (32 millones y 37,7 millones de euros).

 

Con esta adquisición, Fitbit también tendrá la propiedad intelectual relacionada con el software de la compañía, pero no el hardware. Es decir, que la compra no se hará con los productos en sí, sino que solamente obtendrá el sistema informático de Pebble, que permite controlar la música de los teléfonos inteligentes, recopilar datos de baile, recibir órdenes por voz, entre otras opciones que no están activas en los productos de Fitbit.

 

El consejero delegado de Fitbit, James Park, ha comentado que han visto "una oportunidad para construir su fortaleza y extenderá el liderazgo de la compañía en el sector de los wearables". "Con esta adquisición, aceleramos la expansión de nuestra plataforma y nuestro ecosistema para hacer más viral todavía el uso diario de Fitbit", ha añadido.

 

Pebble tuvo un ascenso rápido entre los fabricantes de dispositivos inteligentes, ya que en 2012 nació a partir de una ronda de financiación colectiva a través de Kickstarter, pero el pasado marzo despidió a un 25% de su plantilla y ha tenido que endeudarse y recurrir a nuevas rondas de financiación para seguir adelante.

 

Según varios medios de comunicación estadounidenses, la oferta de Fitbit está muy por debajo de lo que hace unos meses ofreció Intel (que puso encima de la mesa el doble que la propuesta de Fitbit) y de lo que hace algo más de un año estaba dispuesta a pagar la marca de relojes inteligentes Citizen, unos 700 millones de dólares.

 

 

 

Alianza por el control de la diabetes

 

Por otro lado, Fitbit se ha aliado con la compañía especializada en la diabetes Medtronic para integrar un sistema de medición en los relojes y pulseras inteligentes de la compañía con sede en San Francisco. En virtud del acuerdo, la aplicación iPro2 permitirá a los pacientes de diabetes tipo 2 ver sus niveles de glucosa en streaming.

 

La vicepresidenta de Medtronic, Laura Stolenberg, ha explicado que cree que "monitorizar la glucosa es un elemento crítico en el control de la diabetes, por eso es muy importante la colaboración entre servicios médicos y la tecnología, para simplificar la vida de los 29 millones de pacientes de diabetes tipo 2 que existen en Estados Unidos".

 

El vicepresidente de salud digital de Fitbit, Adam Pellegrini, ha señalado que "la integración de wearables con herramientas de diagnósticos profesionales pueden proveer de una forma más concreta la actividad física". "Aliándonos con Mediatronic estamos con todos los pacientes de esta enfermedad".

 

Fitbit mantiene un elevadísimo ritmo de crecimiento, pero la evolución del negocio en el tercer trimestre fue muy inferior a lo esperado. El fabricante de pulseras inteligentes facturó 504 millones de dólares en el tercer trimestre, un 23% más, una mejora de doble dígito pero alejada de la que acumula en el periodo que va de enero a septiembre, con un alza del 39,2% y 1.595,7 millones de dólares. El beneficio neto de la compañía sube un 67%, hasta 166,7 millones de dólares.

 

Para el conjunto del ejercicio, la compañía prevé que el crecimiento anual acabe siendo inferior, del 25%, con unas ventas de entre 2.320 millones y 2.345 millones de dólares, circunstancia también atribuible a que el volumen de ventas en la recta final de 2015 ya empezó a ser considerable.