Equipamiento

Baqueira Beret busca facturar otros sesenta millones en 2022-2023 con un millón de esquiadores

La estación de la Vall d’Aran y Valls d’Àneu buscará mejorar los resultados de 2021-2022 con menos esquiadores tras haber realizado una inversión de 17,8 millones. La estación busca abrirse al mercado catalán a largo plazo.

Baqueira Beret busca facturar otros sesenta millones en 2022-2023 con un millón de esquiadores
La estación ha aumentado sus precios un 7% para la presente temporada.  

Miquel López-Egea

07 dic 2022 - 05:00

Baqueira Beret suma y sigue. La estación de la Vall d’Aran y Valls d’Àneu busca mejorar los resultados de 2021-2022 y espera cerrar 2022-2023 con una facturación de, como mínimo, sesenta millones de euros tras haber realizado una inversión de 17,8 millones de euros. Sin embargo, la estación espera registrar esta cifra con un millón de jornadas de esquí vendidas; es decir, 330.000 jornadas menos que 2021-2022.

 

La estación también busca mejorar los números negros obtenidos en 2021-2022. “Hicimos el mejor resultado de la historia con un beneficio récord y nos ha servido para continuar con nuestra inversión, que ha sido la mayor hasta la fecha; el objetivo pasa por generar más para aumentar la inversión”, explica Xavier Ubeira, director comercial de la estación pirenaica, a Palco23. “Lo más importante es controlar el gasto energético con el aumento general de los premios”, añade.

 

“Venimos de un año excepcional, de un curso perfecto, con mucha gente desde diciembre y con mucho público que optó por quedarse en casa por la pandemia, por lo que nos hizo un favor”, comenta.

 

 

 

 

La estación, que cuenta con 715 empleados, anticipa que tendrá entre un 15% y un 18% de público francés y entre un 5% y un 6% de otros mercados, como Reino Unido. “Los colectivos franceses volverán este año, por lo que recuperaremos este mercado, viendo la evolución de las reservas; también hemos hecho acciones en el mercado británico”, asegura.

 

Tener otro curso récord será posible, en parte, gracias a haber realizado una inversión récord en este ejercicio, aunque el coste de los remontadores se ha incrementado entre un 20% y un 25% por el aumento del precio de las materias primas. La estación ha aumentado sus precios un 7% para la presente temporada.  

 

Entre las novedades destacadas, la estación ha estrenado esta temporada un nuevo remonte TSD Dossau, que da acceso a nuevas pistas y a un total de 170 kilómetros esquiables entre las cuatro áreas del dominio y que ha requerido cerca de diez millones de euros de inversión.

 

Además, los costes energéticos, de entre millón y medio y dos millones, se duplicarán este año por lo que la estación está intentando minimizar los gastos haciendo nieve en horas de bajo, reduciendo la velocidad de remontadores dobles que llevan al mismo sitio o mejorando la gestión de los párkings y las cafeterías.

 

 

 

 

A medio y largo plazo, además de terminar una cafetería en Beret, la estación busca ir hacía la zona de Pallars y acercar la estación a Cataluña después de que el Tribunal Supremo autorizara la ampliación de Baqueira Beret hacia la Peülla este julio, lo que permitirá hacer una entrada a la estación por Esterri d’Aneu, en la comarca del Pallars Sobirà, reduciendo el tiempo de viaje entre Barcelona y la estación.

 

“Estaría más cerca que Vielha por lo que seríamos una opción para clientes catalanes que ahora apuestan por La Cerdanya o Andorra, algo que, hasta ahora ha sido un hándicap para nosotros”, afirma. “Este cliente ha aumentado tras la pandemia porque no podía ir a Andorra y ha descubierto que no estamos tan lejos, por lo que en un futuro queremos hacer mejoras y acercarnos a él”, añade.

 

Baqueira-Beret y de las sociedades del grupo (Aranesa de Radio i Televisió, Hoteles Nevados, Hoteles Valle de Aran, Sorpe Bonaigua, Viajes Baqueira Beret y Eurl Voyages Baqueira Beret) están controladas por la familia Serra y la aseguradora Catalana Occidente. Serusan Gestión tiene el 53% del capital, Seguros Catalana Occidente el 12,10% e Inoc, el 14,72%.