26 May 2022 | 14:05

Líder en información económica del deporte

Entorno

Las exportaciones deportivas caen un 2,2% hasta febrero por los países de fuera de Europa

La venta de artículos deportivos a países como Estados Unidos, Corea del Sur, Japón y China se desploma pese al continuo crecimiento del comercio con los mercados europeos. En total, durante los dos primeros meses de 2018, se vendieron al extranjero productos por valor de 106,57 millones de euros.

G.G.R.

20 abr 2018 - 11:47

 

 

Las ventas de artículos deportivos al extranjero retroceden en los dos primeros meses de 2018. Las empresas españolas exportaron productos por valor de 106,57 millones de euros, un 2,2% menos que en el mismo periodo del año anterior, según el índice elaborado por Palco23 a partir de la base de datos del Ministerio de Economía.

 

El principal motivo fue la caída de las ventas en los principales mercados de fuera de la Unión Europea. Estados Unidos, uno de los países que más elevó sus compras a España durante los últimos años, empezó este 2018 adquiriendo productos por valor de tres millones de euros, un 18,9% menos que en el año anterior. Algo similar ocurrió también con Corea del Sur, Japón y China, donde las ventas españolas cayeron a doble dígito y pasaron a estar por debajo del millón de euros.

 

En Europa, algunos países como Portugal o Reino Unido también aflojaron ligeramente sus compras a España, pero en líneas generales se continuó apostando por productos made in Spain. Francia, el primer mercado para las empresas españolas, elevó sus compras a 30,2 millones de euros, un 16,6% más.

 

 

 

 

Pro productos, el material para la cultura física, donde se incluyen los artículos y material vinculado al fitness (maquinaria de gimnasio, pesas y steps) junto con el deporte al aire libre, como balones, raquetas y esquís, sólo creció un 3,51%. Este epígrafe representa la mitad del valor total de las ventas al extranjero, con 46,7 millones de euros. Las prendas de entrenamiento registraron una disminución de su negocio, hasta 26 millones de euros, un 10,5% menos.

 

No se trata sólo de una caída en las ventas al extranjero sino que también se contrajo el comercio nacional. Las importaciones deportivas crecieron un 4,7%, hasta 280,66 millones de euros, aunque lejos quedan los crecimientos a doble dígito de los últimos años. La balanza comercial, que es la diferencia entre exportaciones e importaciones, se situó en un déficit de 174 millones, un 9,43% más.

 

En cuanto a los países que más vendieron, China estancó sus ventas a las empresas españolas. El gigante asiático exportó el mismo importe que en 2017, 104 millones de euros, mientras que países como Marruecos, Turquía y Portugal también descendieron sus ventas a España. De momento, 2018 no ha empezado con buen pie para las empresas españolas en lo que se refiere al comercio exterior.