17 Ene 2022 | 02:32

Líder en información económica del deporte

Entorno

Desgobierno en la Rfef: dimiten 14 presidentes territoriales

Los barones que en su momento blindaron a Villar ahora piden su dimisión y unas elecciones a la presidencia controladas, en las que todo apunta a que Luis Rubiales será el sucesor elegido por una asamblea aún villarista.

Palco23

25 ago 2017 - 22:12

La Real Federación Española de Fútbol (Rfef) sigue dando bandazos en su gobernanza. Tras el estallido de la Operación Soule, que investiga irregularidades en la gestión, el presidente, Ángel María Villar, se ha negado a dimitir, cuestión que ayer provocó que catorce presidentes de las federaciones territoriales presentaran su dimisión en bloque. Todo, con la amenaza del Consejo Superior de Deportes (CSD) de abrirles expedientes disciplinarios a muchos de ellos.

 

El ente gubernamental pidió al Tribunal Administrativo del Deporte (TAD) que abriera expediente a Vicente Muñoz Castelló, de la Federación Valenciana; Antonio García Gaona, de la de Ceuta; Diego Martínez Gómez, de Melilla; Jacinto Andrés Alonso Marañón, de La Rioja, y José Miguel Monje Carrillo, de Murcia. Por la tarde dimitían ellos y otros once compañeros, con la excepción de los responsables de País Vasco, Castilla-La Mancha, Galicia, Aragón y Andalucía.

 

Todos ellos, sin excepción, están convocados a una reunión el martes con el secretario de Estado para el Deporte, José Ramón Lete, en el que se intentará resolver la crisis institucional del ente rector del fútbol en España. A la misma está convocado Juan Luis Larrea, que ha decidido mantenerse como presidente en funciones a la espera de que se resuelvan los litigios de Villar, frenando cualquier tipo de regeneración democrática en la Rfef, como sí sucedió en Fifa o Uefa.

 

Se da la circunstancia de que los 14 dimisionarios fueron férreos defensores de Villar durante las últimas elecciones, en las que se les acusó de falta de imparcialidad. Ahora, consideran que la marcha del veterano dirigente vasco es la única solución posible al problema, para lo que piden a Larrea que convoque asamblea extraordinaria y se inicien unas nuevas elecciones a presidente.

 

Es decir, que se vote a Villar o a Jorge Pérez, pero que lo hagan los asambleístas que fueron elegidos en unas elecciones que la oposición denunció que fueron manipuladas. Su objetivo, según varios medios, que se produzca un relevo controlado a través de las urnas y Luis Rubiales, actual presidente de la Asociación de Futbolistas Españoles (AFE), asuma el mando.

 

En un comunicado, los catorce presidentes territoriales defienden su postura alegando la necesaria “normalización de la institución después de lo sucedido el pasado mes de julio”, en referencia a las detenciones de Villar, su hijo Gorka, y del vicepresidente económico Juan Padrón.