03 Oct 2022 | 13:04

Líder en información económica del deporte

Competiciones

Montmeló se resiente por el Covid-19 y reduce un 74% sus ingresos, hasta 11 millones

El trazado catalán, que alberga tanto las competiciones de MotoGP como Fórmula 1, trata de reformular las condiciones del contrato para poder renovar a largo plazo.

Albert Ferrer

06 jul 2021 - 05:00

Montmeló se resiente por el Covid-19 y reduce un 74% sus ingresos, hasta 11 millones

 

 

El Circuit de Barcelona-Catalunya se contagia de Covid-19. El trazado catalán ha sufrido un descenso del 74,4% respecto al año anterior en el importe neto de la cifra de negocios, hasta 11 millones de euros. Gran parte de el descenso se debe a la ausencia de público en las gradas, que en 2019 reportó unos ingresos de ocho millones de euros y en 2020 fue nulo, y otros factores, como por ejemplo la cancelación de los palcos privados, entre otros.

 

Según ha señalado Josep Lluís Santamaría, director general del trazado catalán a Palco23, pese a la drástica reducción de ingresos, la empresa cerró el ejercicio 2020 antes de amortizaciones con unos beneficios de 37.000 euros, si bien tras contabilizarlas, el resultado neto terminó siendo de números rojos cerca de 1,5 millones de euros, compensado por las aportaciones de los socios del circuito.

 

La infraestructura está controlada por la Generalitat de Catalunya, que controla el 76,38% del capital; el Reial Automòbil Club de Catalunya (Racc), con casi el 16%, y el Ayuntamiento de Montmeló, municipio donde se encuentra situado el trazado, con un 7,87%.

 

En el año de la pandemia también aumentaron los gastos operativos de la entidad, si bien el director general de Montmeló, Josep Lluís Santamaria, no ha proporcionado a Palco23 las cantidades exactas. Para ayudar a sufragar los costes que supone poder acoger todo el staff de competiciones como MotoGP o Fórmula 1. La competición dirigida por Stefano Domenicali pagó un millón de euros al circuito en concepto de PCR y otras pruebas de control del Covid-19.

 

 

 

 

De cara a un futuro próximo, Montmeló tiene como objetivo seguir llevando a cabo competiciones deportivas de alto nivel (como MotoGP, Fórmula 1, Superbikes o Rally Cross) y la búsqueda de nuevos ingresos aprovechando los eventos de gran afluencia de público, entre otros. Para ello, lleva tiempo negociando con Liberty Media, empresa dueña de la Fórmula 1, para poder renovar a largo plazo y permanecer en el calendario de la competición al mismo tiempo que se ejecutan las distintas acciones para adecuar las instalaciones a las nuevas tendencias de innovación. Según Liberty Media, estas actuaciones deberán suponer una inversión de ochenta millones de euros.

 

En los últimos años, en el trazado se han llevado a cabo una serie de inversiones y remodelaciones como la pavimentación del trazado en 2017, el reacondicionamiento de las chicanes o la remodelación de la curva 10, entre otros.

 

Respecto al impacto económico que genera el circuito, este se ha reducido de forma sustancial en los últimos dos años. La imposibilidad de acoger al público que proviene de fuera de Cataluña (sobre todo holandeses y alemanes) ha golpeado duramente la restauración y la hostelería de los alrededores. Aun así, los hoteles de los aledaños del trazado han visto como sólo con la presencia de los equipos y staff de la competición (que no pueden usar los habituales motorhome) su ocupación se disparaba hasta el 40%, en comparación con el 10% de media que presentaban en 2020 los hoteles de Barcelona y alrededores.

 

La Generalitat de Cataluña y el Ayuntamiento de Barcelona son dos de las administraciones que subvencionan al circuito, si bien la segunda ha ido disminuyendo su aportación con el paso de los años. “Hemos de trabajar duro y convencer al consistorio de que nuestro proyecto merece una mayor aportación económica para situar Montmeló y Barcelona en el epicentro del motor”, ha señalado Josep Lluís Santamaría, director general del Circuit de Catalunya.

 

Para el ejercicio actual, el trazado catalán prevé aumentar casi un 15% sus ingresos de explotación, hasta siete millones de euros. En 2020, debido al Covid-19 y al posterior aplazamiento de algunos eventos, la empresa ingresó 6,1 millones de euros.