Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Líder en información
económica del negocio
del deporte

Miércoles, 20 Enero 202112:09:38

Buscador

;Menu
h Competiciones

LaLiga ultima el acuerdo con las TV: cien millones para compensar el parón por el Covid-19

La patronal española del fútbol compensará a los broadcasters con algo menos del 5% del importe total de los derechos audiovisuales correspondientes a la temporada 2019-2020. En algunos casos, el impacto se podrá repartir en dos años.

10 Nov 2020 — 05:00
C. De Angelis
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

LaLiga ultima el acuerdo con las TV: cien millones para compensar el parón por el Covid-19

 

 

LaLiga ata los cabos sueltos de la temporada 2019-2020 y da al fin visibilidad a los clubes sobre el golpe de la pandemia en sus ingresos audiovisuales. La patronal española del fútbol ultima el acuerdo con las televisiones titulares de sus derechos para compensarles por el parón de la competición a causa del Covid-19, que obligó a reconfigurar completamente el calendario de los partidos previstos desde la jornada 28 hasta el final de temporada. A falta de los últimos acuerdos, el impacto se situará algo por debajo del 5% de los ingresos previstos para el pasado año.

 

En términos absolutos, los contratos audiovisuales de LaLiga en España y todo el mundo iban a generar en la temporada 2019-2020 unos ingresos totales de 2.117 millones de euros. De este modo, el impacto de estos acuerdos para los clubes de Primera y Segunda división se situará en el entorno de los cien millones de euros.

 

Fuentes conocedoras de las negociaciones apuntan a Palco23 otro aspecto aún más relevante para los clubes: la posibilidad de que estas compensaciones a las televisiones se repartan muchos casos en dos ejercicios para que su golpe no se concentre exclusivamente en las cuentas de la temporada 2020-2021.

 

 

 

 

En junio, Javier Tebas, presidente de LaLiga, anunció que una vez finalizados los partidos de LaLiga Santander y LaLiga Smartbank la patronal española del fútbol se sentaría con los propietarios de los derechos de televisión para medir el impacto del aplazamiento de parte del torneo para los broadcasters. El resultado de estas negociaciones era clave, ya que los ingresos por televisión son con diferencia los más importantes para los clubes en un momento en que la facturación por match day se ha reducido a cero por la imposibilidad de abrir los estadios al público.

 

Una compensación del 5% genera en todo caso un impacto muy inferior al que hubiera tenido la no reanudación de la competición, tal y como ocurrió por ejemplo en Francia. En ese caso, los equipos de LaLiga hubieran dejado de ingresar previsiblemente en torno al 18% o el 20% de los partidos que tuvieron que cancelarse en primera instancia por el decreto de estado de alarma puesto en marcha en todo el país por el Covid-19. En su momento, LaLiga cifró en hasta 480 millones de euros el impacto de no reiniciar la competición.

 

 

Cómo se reparten los derechos audiovisuales

El reparto de los derechos audiovisuales entre los 42 equipos de Primera y Segunda División se realiza en función del procedimiento recogido en un Real Decreto de 2015 que regula la comercialización de los derechos de explotación de contenidos audiovisuales en las competiciones de fútbol profesional, la norma en que se estableció por primera vez en España la venta centralizada.

 

El primer reparto de los cerca de 2.000 millones se fija entre Primera y Segunda división, con el 90% para los clubes de la primera competición y el 10% para los segundos. En Primera, los veinte clubes se reparten a partes iguales el 50% de su asignación, mientras que el resto de los fondos se distribuyen en función de los resultados deportivos de las últimas cinco temporadas, ponderándose la última campaña en un 35%.

 

De esta última partida (unos 160 millones de euros) al campeón (es decir, el Real Madrid) se le asigna una cuantía del 17% del total; al subcampeón (el FC Barcelona), el 15%; al tercer clasificado, un 13%, y así sucesivamente. Los dos últimos clasificados reciben entre un 0,25% y un 0,75% del total.

 

 

Real Madrid, un golpe de 10 millones 

Como campeón de liga, el Real Madrid se llevará la mayor parte de los poco más de 2.000 millones de euros que finalmente corresponderán a los derechos audiovisuales de la temporada 2019-2020. En consecuencia, el club blanco también será el que tendrá un golpe más importante por la compensación a las televisiones, con una repercusión de algo más de diez millones de euros.

 

A falta de su aprobación en asamblea, el Real Madrid ha formulado unas cuentas económicas correspondientes a la temporada 2019-2020 con unos números negros mínimos, de entorno a 300.000 euros. De computarse en ese ejercicio el ajuste por la renegociación audiovisual de LaLiga, el club blanco habría entrado en pérdidas. No obstante, al haberse realizado con posterioridad al cierre, el acuerdo de LaLiga y los broadcasters no tendrá su impacto en las cuentas de los clubes en la temporada 2020-2021 y la 2021-2022.

 

El Covid-19 ha impactado en el fútbol español en una temporada igualmente récord en términos de ingresos audiovisuales, que debían pasar de los 1.686 millones de euros de la temporada 2018-2019 a 2.117 millones de euros (finalmente, serán poco más de 2.000 millones).


Durante el parón de la competición por el estado de alarma, la patronal definió tres escenarios y calculó la pérdida de ingresos audiovisuales para cada situación. Cancelar el torneo supondría dejar de ingresar 479,7 millones de euros por televisiones, mientras que jugar a puerta cerrada, como se ha hecho, implicaría dejar de facturar 95,9 millones de euros.

 

 

 

 

Lo cierto es que, a pesar de la recalendarización por el parón de la competición, las audiencias registradas en las últimas jornadas de la temporada jugaron a favor de la patronal y los clubes. El cierre de los estadios al público y el parón de la competición provocó que la audiencia de LaLiga Santander se disparara un 48% en el extranjero tras la reanudación, según datos de Nielsen Sport. Los datos oficiales muestran un incremento de más de un 12% de la audiencia española durante la primera jornada del reinicio, respecto a las jornadas antes del parón.

 

 

Dependencia de la ‘tele’ 

Del reparto audiovisual depende buena parte de la facturación de los clubes. En Primera División, los ingresos televisivos representan el 43,3% del negocio ordinario, que es aquel que no incluye las plusvalías por traspasos. En LaLiga SmartBank es el 58,1%, mientras que el resto procede de los resultados deportivos, los abonados, los socios, el patrocinio y comercial.

 

El grado de dependencia del reparto audiovisual va en función de la capacidad de cada club de vender abonos, entradas y patrocinios, entre otros activos. De hecho, hay una brecha clara entre los equipos más y menos dependientes del dinero de las televisiones: en clubes como el CD Leganés los ingresos audiovisuales se sitúan en torno al 85%; en el caso del Real Madrid, en una temporada ordinaria se sitúa en torno al 20%.

Me interesa
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@palco23.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Palco23 no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...