05 Dic 2021 | 06:16

Líder en información económica del deporte

Competiciones

La LFP busca levantar 1.500 millones de euros para su filial comercial

Los clubes de la competición francesa han perdido hasta 730 millones en la temporada 2020-2021. Como consecuencia, la liga busca fondos interesados en invertir capital para aportar liquidez a los clubes de la competición.

La LFP busca levantar 1.500 millones de euros para su filial comercial
La LFP también quiere llevar a cabo la creación de un fondo de reservas para paliar futuros contratiempos que afecten a la economía de la competición

Palco23

21 oct 2021 - 19:26

La Ligue de Football Professionel (LFP) busca financiación. La máxima competición del fútbol francés lleva meses trabajando en la creación de una filial comercial que quiere explotar con el objetivo recibir liquidez inmediata a través de fondos de inversión. La liga pretende levantar hasta 1.500 millones de euros por el 20% del negocio, ya que la propia LFP controlaría el 80%.

 

Esta inyección de capital aportaría a la competición fondos necesarios para repartir entre los clubes de la Ligue 1, que sólo durante la temporada 2020-2021 perdieron un total de 730 millones de euros, a pesar de que se le haya condonado 250 millones de deuda.

 

La liga francesa sondea el mercado en busca de interesados en aportar capital, aunque con la premisa básica de que los fondos deberán invertir esas cantidades por un porcentaje que no superase el 10% del capital.

 

Según ha informado el presidente de la LFP, Vincent Labrune, a los clubes de la competición, la Ligue 1 pretende distribuir el importe a los clubes “dentro de un calendario y según modalidades a definir".

 

 

 

 

La LFP también quiere llevar a cabo la creación de un fondo de reservas para paliar futuros contratiempos que afecten a la economía de la competición, como fue el caso de la pandemia del Covid-19, que tuvo un impacto de 2.600 millones en la Ligue 1.

 

En los próximos tres meses, la LFP enviará la oferta a distintos fondos de inversiones, que podrán entrar a negociar con la liga antes de enviar una oferta en firme a principios del próximo año.

 

En el caso que la operación fructificase, los clubes deberían decidir si aceptan el acuerdo o no. En Francia, el Paris Saint-Germain, motor económico de la competición, ha aceptado la propuesta, a diferencia de Real Madrid, Athletic Club y FC Barcelona, que rechazaron el acuerdo de CVC con LaLiga el pasado agosto.