Líder en información económica del deporte

Competiciones

La Fórmula E acaricia la rentabilidad tras superar los 200 millones de facturación

El Mundial de coches eléctricos, que durante sus primeras cuatro temporadas estaba en números rojos, ha generado un resultado operativo (ebitda) de un millón de euros, un 50% más que hace un año.  

Palco23

12 sep 2019 - 12:44

El Mundial de coches eléctricos, que durante sus primeras cuatro temporadas estaba en números rojos, ha generado un resultado operativo (ebitda) de un millón de euros, un 50% más que hace un año.

 

 

La Fórmula E se abraza a la rentabilidad. El Mundial de coches eléctricos superó los 200 millones de euros de facturación y, por primera vez, presenta un resultado operativo positivo. En concreto, alcanzó un millón de euros, un 50% más que hace un año, aunque por ahora no se han publicado las cuentas completas.

 

Durante los primeros cuatro años de competición, el Mundial no abandonó los números rojos e incluso durante la temporada inaugural estuvo a punto de quebrar. Entonces, la irrupción de Liberty Global y Discovery salvaron un proyecto que hoy, al fin, es rentable económicamente, tal y como aseguró en su día Alejandro Agag, fundador y presidente de la Fórmula E, que aseguró que alcanzarían beneficios antes de 2020.

 

Agag ha asegurado que se ha conseguido sin reducir el presupuesto de la competición, que supera los treinta millones de euros. Los patrocinadores han tenido un papel fundamental, ya que durante este año los ingresos procedentes de esta actividad han aumentado un 25%. Entre estas empresas se encuentran ABB, Julius Bär, Michelin, TAG Heuer, DHL, BMW, Saudia y Allianz, entre otros.

 

Asimismo, también se ha experimentado un incremento en los ingresos procedentes de los negocios de hospitality, ticketing y derechos audiovisuales, así como del canon que paga cada circuito para alojar las carreras. “El mayor crecimiento ha llegado por el lado de los consumidores, clara muestra de que por fin estamos diversificando nuestro negocio”, ha declarado Agag.

 

La Fórmula E ha cerrado la temporada con una audiencia acumulada de 411 millones de espectadores, un 24% más que el año anterior. La asistencia a los circuitos, por su parte, superó los 400.000 aficionados. Para la próxima temporada, además, sumará un nuevo circuito en Arabia Saudí y espera mantener la senda de la rentabilidad.