28 Ene 2022 | 07:11

Líder en información económica del deporte

Competiciones

El fútbol europeo entra por primera vez en beneficios tras superar los 20.000 millones en ingresos

Los clubes del Viejo Continente facturaron un 8,9% más y el nuevo contrato televisivo permitió a la Premier League dejar atrás los números rojos. Aun así, sesenta equipos continuaron en números rojos.

M.Menchén

18 ene 2019 - 14:00

El fútbol europeo entra por primera vez en beneficios tras superar los 20.000 millones en ingresos

 

 

Los últimos meses han venido marcados sobre la efectividad del fair play financiero de la Uefa, y hoy la confederación ha querido sacar pecho: la temporada 2016-2017 fue la primera de la última década en la que los 700 clubes de la élite europea lograron presentar un resultado neto agregado positivo. En concreto, obtuvieron unas ganancias conjuntas de 615 millones de euros, frente a las pérdidas de 315 millones de un año antes. Además, la facturación creció un 8,9% y superó una nueva barrera tras alcanzar 20.112 millones de euros.

 

“Reflejan seis años consecutivos de mejoras desde la introducción del juego limpio financiero”, defiende la confederación. Ahora bien, si hay un elemento que ayuda a entender esa repentina rentabilidad conjunta del sector es el nuevo ciclo audiovisual de la Premier League, que pasó de unas pérdidas de 186 millones a un beneficio neto récord de 549 millones. LaLiga, por su parte, es la segunda que más ganancias aporta, con 168 millones y sólo un club en pérdidas, el Valencia CF.

 

“Este informe muestra que continúan las tendencias positivas de ingresos, inversiones y rentabilidad identificadas en el informe del año pasado. Se destaca la salud subyacente del fútbol europeo de clubes”, defiende el presidente de la Uefa, Aleksander Čeferin, en el prólogo del informe. El mismo, no obstante, evidencia que aún hay países con problemas estructurales como Turquía (-235 millones de euros), Grecia (-45 millones) o Rusia (-48 millones), que siguen en números rojos.

 

 

 

 

El estudio identifica que hay 28 competiciones rentables de forma agregada (en 2009 apenas eran ocho), si bien sólo Premier League, LaLiga y Bundesliga pueden demostrar que las pérdidas son casos puntuales. En total, la Uefa revela que treinta clubes perdieron más de 10 millones de euros en 2016-2017, otros veinte se dejaron más de 15 millones, siete entidades perdieron por encima de 30 millones y dos clubes perdieron más de 45 millones de euros.

 

El principal problema para cuadrar las cuentas es el gasto en nóminas, cuya “espiral” en los años previos al fair play financiero provocó que las pérdidas pasaran de 600 millones a 1.700 millones de euros entre 2008 y 2011. Ese desequilibrio se ha podido corregir con el aumento de ingresos, que por segundo año consecutivo crecieron a un ritmo superior al de los costes de personal (+6,7% el último año). Por el contrario, “el gasto en traspasos se ha incrementado en un 95% en solo tres años, y los precios casi se han duplicado en todo el año”, señala sobre una actividad que en 2017-2018 movió 6.400 millones.

 

La mayoría de los movimientos se han desencadenado por la fortaleza económica de la Premier League, que generó el 26% del gasto en fichajes. Siete de sus equipos están entre los doce que también facturan más por el área comercial, y la confederación advierte de que su dominio se ha duplicado, al pasar del 22% al 39% de todo este negocio, con 1.600 millones de euros.

 

En este sentido, Ceferin señala que todos estos números reflejan una vez más “cómo la globalización y el cambio tecnológico aumentan las brechas financieras y, por lo tanto, es más esencial que nunca que todas las partes interesadas trabajen juntas para mantener el fútbol fuerte arriba y abajo de la pirámide”.