20 May 2022 | 19:35

Líder en información económica del deporte

Competiciones

Cara y cruz en los ‘playoffs’ de la ACB: alza del 13% en TV, pero freno en el pabellón

El número de telespectadores alcanzó los 1,7 millones y supuso una clara mejora respecto a 2016-2017, mientras que el promedio de seguidores que acudió a los pabellones se mantuvo en 8.365 aficionados.

Guillermo G. Recio

05 jul 2018 - 05:00

La asistencia media de la ACB en los playoffs de esta temporada alcanzó las 8.364 personas por partido

 

 

Los playoffs de la Liga Endesa aprovechan el tirón del Real Madrid y del Baskonia. La fase final del campeonato de baloncesto es uno de los momentos más álgidos de la temporada y en 2017-2018 se logró una audiencia acumulada de 1,69 millones de aficionados. Es decir, un 13% más que en la edición de la pasada campaña.

 

La audiencia creció en 200.000 personas en los directos, y si se contabilizan también los diferidos, la cifra total de espectadores rozó casi los dos millones de aficionados. Ello, pese a contar con dos partidos menos que el año pasado, a causa del pase directo de la mayoría de equipos en los cuartos de final, y tener menos partidos en el canal #0 por jugar entre semana.

 

En cuartos de final, la audiencia fue de 357.000 personas, un 15% menos, mientras que en las semifinales se alcanzaron los 591.000 telespectadores, un 13% más. Respecto a las finales, un total de 749.390 aficionados de media siguieron los cuatro partidos entre Real Madrid y Baskonia, un 35,3% más respecto al duelo del pasado año, que dio el título al Valencia Basket contra el club blanco también en cuatro enfrentamientos.

 

 

 

 

Desde la ACB, destacan, sobre estos datos de Kantar Media, que “el incremento de audiencia en la final y en semifinales es considerable, más coincidiendo con el Mundial de fútbol en el caso de la final”. Estos registros son de gran ayuda para negociar la renovación de su contrato con Telefónica, que hasta ahora pagaba ocho millones por los derechos de televisión y otros ocho millones por patrocinio. De momento, la telecos ya ha elevado su inversión en la Euroliga hasta los diez millones por temporada, y ha reservado una cifra récord para tener LaLiga Santander y la Champions League.

 

Estas cifras de los playoffs ayudan a paliar el descenso de audiencias que ha sufrido la Liga Endesa en la fase regular de la temporada 2017-2018. Las 34 jornadas se cerraron con una audiencia acumulada de 3,75 millones de espectadores en directo, lo que supuso una caída del 3% respecto a la temporada anterior.

 

Pese a los positivos datos de audiencia de la fase final del campeonato, la asistencia cayó ligeramente un 1% debido principalmente al FC Barcelona Lassa. De todos los seminifalistas, el conjunto catalán es el que menor aforo tiene en su pabellón y el que menos fans consigue seducir, por lo que en comparación con los mismos partidos del pasado año no alcanzaron las cifras de Unicaja o Valencia Basket.

 

 

 

 

En estos playoffs, la asistencia media llegó a las 8.364 personas por partido, apenas 80 menos en cada encuentro que en 2016-2017 y 2.000 personas más respecto a la media de la fase regular. Y una de las razones que ayudó a mantener esta cifra fueron las finales, en las que ningún partido estuvo por debajo de los 11.000 espectadores. La mejor entrada se consiguió en el tercer partido en el Buesa Arena, cuando 15.512 seguidores acudieron al pabellón del Baskonia.

 

Cabe destacar que esta línea de negocio ya supera los 25 millones de euros por temporada entre todos los clubes, teniendo en cuenta que en este importe también se engloban la parte de los abonos y la taquilla de los encuentros en competiciones europeas. Es decir, un 22% de todos los ingresos.

 

En este sentido, han surgido iniciativas como la del San Pablo Burgos, que ha impulsado Abono Cero. La campaña tiene el objetivo de que los fans de cualquier club deportivo puedan obtener descuentos en sus abonos hasta el punto de adquirirlo a coste cero a cambio de ser cliente de las empresas adheridas a la iniciativa. ¿Será posible que un nuevo contrato con Telefónica y un alza en la asistencia impulsen de nuevo a la ACB?