Líder en información económica del deporte

Competiciones

Badalona se postula como candidata a albergar la Copa del Rey de baloncesto en 2023

Otras de las posibles candidatas son Barcelona, que no alberga el campeonato desde 2012; y Málaga y Las Palmas, dos habituales de la organización. Valencia, sin embargo, se ha caído de la lista de candidatas.            

Badalona se postula como candidata a albergar la Copa del Rey de baloncesto en 2023
Badalona no es la sede de una Copa del Rey desde noviembre de 1984.

Palco23

26 abr 2022 - 16:30

Badalona acaricia el aro de la Copa del Rey. La ciudad catalana ha pedido formalmente a la Asociación de Clubes de Baloncesto (ACB) ser la sede de la Copa del Rey de la próxima temporada, a través de una carta de su alcalde, Rubén Guijarro, al presidente de la ACB, Antonio Martín.

 

Junto a Badalona, hay otras ciudades interesadas en organizar el evento, como Barcelona, que no acoge una copa desde 2012; Las Palmas y Málaga, dos habituales de la organización. Sin embargo, Valencia se ha caído de la lista de posibles candidatas, debido a que las obras de su nuevo pabellón no estarán listas durante el próximo año.

 

Badalona no es la sede de una Copa del Rey desde noviembre de 1984, en una edición en la que La Penya quedó finalista, perdiendo en su campo la final contra Real Madrid por un marcador final de 90-76. Esta vez, los partidos se disputarían en el Pabelló Olímpic de Badalona, donde juega sus encuentros el Joventut, que tiene capacidad para albergar 12.500 espectadores y una superficie de 26.000 metros cuadrados, tras su inauguración en 1992 por los Juegos Olímpicos de Barcelona.

 

 

“Creemos que nuestra ciudad tiene la ilusión, la tradición y la capacidad para convertirse en la mejor sede de esta competición deportiva”, ha escrito en su cuenta de Twitter el alcalde de Badalona, Rubén Guijarro.

 

El Joventut de Barcelona cerró el ejercicio 2020-2021 con un resultado negativo de 2,2 millones y unos ingresos de 2,9 millones de euros, lo que supuso un 26,6% menos que la temporada anterior, cuando ingresó 3,95 millones de euros.

 

El club, que ya había previsto un golpe en sus cuentas, registró en mayo una ampliación de capital por valor de 3,7 millones de euros, a través de su vehículo inversor Scranton, con un resultante suscrito de 8,6 millones de euros.