Líder en información económica del deporte

Clubes

‘La Penya’ da 30 días al Ayuntamiento para asegurar su futuro

El Club Joventut de Badalona convoca otra reunión el próximo miércoles en la que también se emplazará a la Generalitat de Catalunya para poder encontrar una salida in extremis antes de proponer su liquidación.

Guillermo G. Recio / Marc Menchén

15 feb 2018 - 21:50

El próximo miércoles se celebrará la próxima reunión, donde también acudirá la Generalitat de Catalunya

 

La Penya confía en la ayuda de la Generalitat de Catalunya. El Club Joventut de Badalona ha decidido en su consejo de administración de hoy dar un ultimátum de 30 días al Ayuntamiento de la ciudad para poder asegurar su viabilidad económica y descartar la liquidación de la entidad, según ha podido saber Palco23. Es el tiempo que hay hasta la celebración de la junta de accionistas que se ha aprobado convocar.

 
Fuentes conocedoras de la reunión que se ha celebrado este jueves entre los responsables del club y del consistorio han explicado que, pese a los encuentros, el gobierno municipal no ha sabido aclarar cómo puede articular una fórmula que permita desencallar las subvenciones a las que el club tiene derecho en virtud del objeto social con el que se creó la Fundación Privada Badalona Capital Europea del Bàsquet.
 
Por este motivo, la próxima semana se celebrará otra cita entre los representantes de ambas partes. La fecha escogida será el miércoles, donde también participará la Generalitat de Catalunya, que intentará aportar argumentos jurídicos para convencer al Ayuntamiento de que no hay riesgos para declarar ilegal la ayuda que recibe el club de la ACB. De hecho, el secretario general de deportes del gobierno catalán, Gerard Figueras, ha estado presente en la reunión de este jueves.

 

 


 
Evidentemente, a diferencia de un club de fútbol, no puede considerarse que un equipo de la ACB tenga fines lucrativos. Muestra de ello es que la mayoría pueden competir por ayudas de mecenas, como Juan Roig en el Valencia Basket, o de la Administración, como ocurre en su máxima representación con la propiedad del Herbalife Gran Canaria por parte del Cabildo.
 
Ante esta situación de bloqueo, en la junta de accionistas se abordarán varias cuestiones, como explicar el proceso que ha llevado al club a plantear la liquidación del club. También se decidirá cuáles serán los próximos pasos a realizar, si bien se configura una posible solución o el futuro pasa por proponer la disolución de la entidad.

 

Estas reuniones llegan después de que este diario publicara que el consistorio ha incumplido el pago de los compromisos económicos que adquirió con el club a través de un contrato de patrocinio de 4,8 millones de euros. Fuentes próximas al caso achacan la situación a la negativa del interventor, provocando que la falta de liquidez impida cumplir los pagos a Hacienda.