07 Oct 2022 | 16:43

Líder en información económica del deporte

Clubes

Fitch baja la calificación de la deuda del Barça por el bajo rendimiento financiero del club

El gigante de la calificación ha situado 470 millones de deuda privada del FC Barcelona a las puertas del bono basura; y aunque mantiene la calificación BBB, rebaja sus perspectivas de “estable” a “negativa”.            

Fitch baja la calificación de la deuda del Barça por el bajo rendimiento financiero del club
La firma ha analizado solamente los 470 millones de deuda que mantiene el club con Goldman Sachs.

Palco23

08 ago 2022 - 10:20

Fitch deja tocado al Barça. El gigante de la calificación ha situado 470 millones de deuda privada del FC Barcelona a las puertas del bono basura; y aunque mantiene la calificación BBB, rebaja sus perspectivas de “estable” a “negativa”, según recoge El Confidencial.

 

De esta forma, la deuda del club sólo se sitúa un punto por encima de lo que se considera bono basura. Pese a que el club azulgrana mantiene una deuda de más de mil millones, la firma ha analizado solamente los 470 millones de deuda que mantiene el club con Goldman Sachs. Cuando hace más de un año el club demandó al banco de inversión estadounidense un préstamo de 595 millones de euros, Fitch calificó al Barça “entre los operadores estables del mercado financiero”.

 

Sin embargo, transcurrido un año, la agencia ha rebajado la calificación de la deuda de la entidad por “el bajo rendimiento financiero del club en el año fiscal frente a nuestras expectativas”, además de por “los riesgos asociados con la próxima remodelación del estadio, que obligará al club a mudarse temporalmente a un nuevo estadio más pequeño y reducir sustancialmente la capacidad del Camp Nou hasta que se complete la remodelación”.

 

Fitch añade que un retraso en el cronograma de la construcción podría conducir a ingresos inferiores a los esperados. Asimismo, se muestra pesimista respecto a la evolución financiera del club, para el que prevé un aumento del índice salarial y una reducción en ingresos. “La gerencia no ha dado ninguna orientación específica sobre el uso de los fondos extraordinarios, por lo que no anticipamos una mayor reducción de la deuda y no podemos descartar que las ganancias puedan usarse para la adquisición de jugadores”, señala la agencia sobre la activación de las palancas económicas del club.

 

 

Pese a ello, la agencia reconoce la solidez de la marca Barça y su gran masa de seguidores como puntos fuertes de la entidad, pero advierte de que el club ha mostrado disposición a gastar en transferencias costosas, lo que “ha llevado a un aumento significativo en su relación salario-ingresos, que ha estado por encima de la de muchos competidores equivalentes”.

 

El conjunto catalán cerró el ejercicio 2020-2021 con unas pérdidas operativas de 481 millones de euros. Los ingresos se situaron en 631 millones de euros, lo que supone un descenso del 26% respecto al año anterior, cuando estos se situaron en 855 millones de euros. 

 

Esta temporada, el Barça ya ha activado tres palancas en su búsqueda de liquidez económica. En primer lugar, el club que preside Joan Laporta vendió el 10% de sus derechos audiovisuales por 207,5 millones a Sixth Street. Más tarde, el fondo estadounidense compró otro 15% de los derechos del club por 300 millones de euros. Finalmente, el Barça vendió el 25% de Barça Studios a la plataforma Socios por 100 millones de euros, con el objetivo de poder inscribir a los fichajes que ha incorporado en este mercado de traspasos.