18 Ago 2022 | 22:38

Líder en información económica del deporte

Clubes

El RC Celta acuerda un ajuste salarial con el primer equipo mientras dure la crisis

El conjunto gallego, que no desvela el porcentaje del recorte pactado, sí señala que el plan afecta a futbolistas, cuerpo técnico y trabajadores con sueldos que superen una determinada cantidad.

Palco23

09 abr 2020 - 16:48

El RC Celta acuerda un ajuste salarial con el primer equipo mientras dure la crisis

 

 

El RC Celta esquiva el expediente de regulación temporal de empleo (Erte). El club gallego ha alcanzado un acuerdo con los jugadores y el cuerpo técnico del primer equipo y el filial, por el que sus salarios se reducirán mientras no regrese la competición. Se desconoce cuál es el porcentaje del ajuste, si bien la mayoría de equipos están optando por el 70% del sueldo durante la fase de confinamiento o un 20% del sueldo anual.

 

El plan también afecta a “empleados con salarios que superen una determinada cantidad, entre los que se incluyen servicios médicos y directores del RC Celta”, según explica el consejo de administración en un comunicado. En el mismo, defiende “estar actuando con la máxima coherencia y responsabilidad”.

 

El club considera que este ahorro de costes le permitirá “afrontar con las mayores garantías posibles el supuesto de que la competición de Liga no se pueda reanudar”. A ello también ayuda la decisión de Abanca, que no reclamará ninguna indemnización por incumplimiento del contrato de patrocinio, como tampoco lo harán Estrella Galicia o Adidas.

 

“Todos los integrantes del RC Celta han demostrado una vez más un extraordinario grado de compromiso y, sobre todo, de unión y respeto a un escudo, a un club, con una masa social solidaria y ejemplar que merece todos los esfuerzos posibles”, añade en su comunicado. 

 

El club cerró 2018-2019 con el segundo beneficio neto más alto de toda su historia, con 21,4 millones de euros, después de alcanzar unos ingresos récord de 105,2 millones de euros. Para 2019-2020, las ganancias caerán a 4,4 millones, en consonancia con los menores ingresos.