16 Ago 2022 | 13:00

Líder en información económica del deporte

Clubes

El ex director general del Liverpool dirigirá la internacionalización del Chelsea

Palco 23

28 oct 2014 - 04:50

La Premier League continúa siendo uno de los mejores ejemplos en cuanto a profesionalización de las estructuras ejecutivas del mundo del deporte. El Chelsea FC anunció ayer la incorporación de Christian Purslow como nuevo responsable del negocio comercial del club a nivel internacional. El ejecutivo es conocido en la industria del fútbol por haber sido el director general del Liverpool FC entre junio de 2009 y octubre de 2010.

 

"Purslow tiene la visión y el liderazgo para ayudarnos a cumplir nuestros objetivos", señaló ayer el club londinense en un comunicado. El Chelsea, añade la nota, tiene "un ambicioso plan para construir el programa comercial global más ambicioso de la Premier League". El nombramiento llega una semana después de la dimisión del director general, Ron Gurlay, y de que Roman Abramovich, propietario de la entidad, otorgara más poderes ejecutivos al presidente, Bruce Buck, y a Marina Granovskaia, su mujer de máxima confianza.

 

Antes de llegar al Liverpool, Purslow había ocupado distintas posiciones en Reuters y Credit Suisse First Boston, entre otros. Después pasó al mundo del capital riesgo, con la responsabilidad de director general en DB Capital Partners y MidOcean Partners. Fue entonces cuando el Liverpool lo contrató para negociar la refinanciación de su deuda, pero al final acabó asumiendo el control ejecutivo total. Durante su estancia, se firmó el actual patrocinio de la camiseta con Standard Chartered y se cerró la venta del club inglés a Fenway Sports Group.

 

La situación que se encontrará Purslow en el Chelsea no es sencilla. El club londinense, con una deuda que supera los 900 millones de libras, está en el punto de mira de la Uefa por sus importantes desequilibrios económicos. Los ingresos subieron un 19% en 2013, hasta los 255,8 millones de libras, pero sufrió unas pérdidas de 49,4 millones de libras. Durante todo el mandato de Abramovich, sólo en 2012 se lograron beneficios y los números rojos acumulados en la última década rozan los 500 millones de libras.

 

Como ya sucedió en el Liverpool, una de las tareas de Purslow será buscar un nuevo patrocinador para la camiseta. Este año vence el acuerdo con Samsung y en algunos círculos ya se especula con que Turkish Airlines podría ser el nuevo sponsor global del equipo que entrena Jose Mourinho. Sí se ha atado ya el acuerdo con Adidas para los próximos diez años.