Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información
económica del negocio
del deporte

Domingo, 16 Diciembre 201808:45:16

Buscador

;Menu
h Clubes

Barça y Madrid mantienen el pulso a LaLiga por la marca ‘El Clásico’

La oficina de propiedad intelectual de la Unión Europea ha denegado provisionalmente la solicitud de la competición, mientras que los clubes argumentan que son ellos quienes han dado contenido a ese concepto y su registro podría afectar a la ACB y otros torneos donde participan.
11 Jul 2018 — 05:00
Marc Menchén
Compartir
Me interesa

Barça y Madrid ganan el primer pulso a LaLiga por la marca ‘El Clásico’

 

 

Real Madrid y FC Barcelona acostumbran a competir en todas y cada una de las parcelas del negocio, pero en ocasiones se producen circunstancias en las que ambos reman en la misma dirección. Y una de esas es la intención de LaLiga de registrar la marca El Clásico, petición que ha sido denegada provisionalmente por la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (Euipo) y contra la que los dos principales equipos del fútbol español han presentado una extensa batería de argumentos en contra, según la documentación a la que ha podido acceder Palco23.

 

La asociación presidida por Javier Tebas ya intentó este registró en la Oficina Española de Patentes y Marcas (Oepm) el pasado verano, como avanzó este diario, y allí se encontró con una respuesta muy similar a la de Bruselas: no, provisionalmente. En este último caso, la oficina considera que no se puede registrar esa marca en los servicios de formación, entretenimiento, actividades deportivas y culturales, producción de eventos deportivos, programas de televisión y radio, o contenidos de Internet vinculados al deporte. Es decir, en casi ninguno de los ámbitos donde tendría sentido su uso por parte de LaLiga.

 

La Euipo considera que la marca El Clásico no tiene ningún carácter distintivo, pues esta expresión sólo remite a los enfrentamientos entre Barça y Madrid, pero no es indicativo de origen de los servicios. Además, el hecho de que el elemento figurativo propuesto en la solicitud sea un recuadro negro con las letras de color blanco “no confiere el mínimo carácter de distintividad al signo necesario para conceder su protección para la UE”.

 

 

 

 

La defensa de LaLiga, que corre a cargo del despacho Casas Asín, señala que “para salvaguardar los derechos tanto de nuestro representado como de los consumidores” sería necesario que “se decrete la distintividad sobrevenida con reivindicación principal” para registrar la citada marca a nivel internacional. Y para ello se aferra al artículo 7, en su apartado 3, del Reglamento 2017/1001 sobre la marca de la Unión Europea.

 

Ahí se indica que la ausencia de distinción no será motivo de denegación absoluto del registro “si la marca hubiere adquirido, para los productos o servicios para los cuales se solicite el registro, un carácter distintivo como consecuencia del uso que se ha hecho de la misma”. Y, aunque en la documentación no se muestran por cuestiones de confidencialidad, el equipo legal de Tebas ha aportado siete documentos anexos que prueban que “desde hace años” es la gestora del fútbol profesional español la que “ha dotado de distintividad sobrevenida con el uso a la marca El Clásico”.

 

Es una opinión de la que difieren absolutamente los dos equipos, que en sus respectivos escritos de alegaciones consideran que han sido ellos los que han alimentado el uso de esa expresión para referirse al encuentro entre clubes de fútbol que mayor atracción genera a nivel mundial en términos de audiencias. Según la gestora de Primera y Segunda División, el potencial de este partido alcanza los 500 millones de personas en todo el mundo, al nivel de la Super Bowl, y es con el evento que más fan zones alrededor del mundo se han montado cada temporada.

 

En su argumentario, la defensa del Real Madrid, encargada al bufete Salvador Orlando, señala: “nos encontramos ante una expresión que se halla indisolublemente vinculada a dos entidades deportivas de reputado conocimiento por parte del público general”. De ahí que se aluda a que el registro “estaría viciado de un carácter engañoso” que podría llevar a confusión al consumidor, al que se le trasladaría “la creencia de que tanto ambos clubes amparan y guardan alguna relación con dicha solicitud” y son los proveedores de los servicios comercializados como El Clásico.

 

 

 

 

El despacho Durán-Corretjer, que representa el Barça, ahonda en ese argumento y señala que esa vinculación de los dos clubes al concepto ha sido posible gracias al “esfuerzo promocional que han hecho ambos”, y que incluso la propia Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (Euipo) ya emitió de oficio una notificación de denegación provisional total porque hacía referencia a esos dos equipos de fútbol y no a la organización de las competiciones de fútbol profesional en España.

 

De ahí que el Madrid se aferre a que El Clásico “es un signo que, si bien teóricamente es figurativo, lo dominante no deja de ser la vertiente denominativa al carecer de un diseño especialmente caracterizador”. Es decir, que la decisión de si LaLiga tiene derecho o no a registrar esta marca no puede basarse en el concepto, sino a quien pertenece. “La eventual titularidad concedida a un tercero que no sea ni el Real Madrid ni el FC Barcelona, conjuntamente, quiebra la finalidad de identificación del origen empresarial”, concluye.

 

Otro punto fuerte de la oposición del club de Chamartín tiene que ver con que la rivalidad entre los dos equipos va más allá de los enfrentamientos en la máxima competición del fútbol español. “La solicitante [en referencia a LaLiga] es la encargada de organizar, única y exclusivamente, las competiciones futbolísticas nacionales, [y] carece de competencias en el del baloncesto, no existiendo vinculación alguna ni teniendo capacidad de decisión en dicho ámbito, como tampoco lo tiene en el ámbito de competiciones internacionales”, recuerda, sobre cómo podría interferir esta solicitud en el uso que de este claim pueda hacer la ACB, la Euroliga, la Champions League o incluso ambos equipos en partidos amistosos.

 

La defensa del Barça se muestra más contundente, pues recuerda que la marca impugnada “resulta engañosa” porque “la expresión El Clásico no se conoce ni relaciona con la Liga Nacional de Fútbol Profesional, sino con cualquier enfrentamiento entre los dos clubes indicados, en cualquier competición y disciplina deportiva”.

 

 

 


Las pruebas aportadas también tratan de demostrar que Barça y Madrid ostentan “un derecho en base a una marca no registrada notoriamente conocida”, recogido en el artículo 8.2.c) del Rmue. De hecho, este elemento ha motivado un escrito de oposición paralelo a las observaciones recogidas en su alegato, ya que consideran que no sólo resulta engañoso, sino que supone una infracción de los derechos que ostentan.

 

Esta batalla legal no es baladí, ya que forma parte del intento de los dos clubes por marcar su propia hoja de ruta en términos de negocio a nivel internacional. Ambos son los dos motores que tradicionalmente han impulsado al fútbol español y representan el grueso de las audiencias del torneo fuera de España. Esa tendencia aún se mantiene, pero LaLiga ha logrado progresivamente ir rebajando su excesivo peso en el conjunto del negocio.

 

Lo ha hecho de tal manera que, en 2016-2017, el peso de estos dos clubes en la facturación total de la competición bajó por primera vez del 40%; en concreto, pasó del 41,9% al 38,7%, con 1.418,9 millones de euros, según los cálculos elaborados por Palco23 a partir del Informe económico-financiero del fútbol profesional 2017.

Me interesa
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@palco23.com

 

Política de validación de los comentarios:

 

Palco23 no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...