Líder en información económica del deporte

Clubes

Atlanta Dream cambia de manos: Renee Montgomery toma el control del club

La exjugadora de la Wnba forma parte del grupo de inversores que se hace con el control de la franquicia de liga de baloncesto femenino. 

Palco23

01 mar 2021 - 12:10

Atlanta Dream cambia de manos: Renee Montgomery toma el control del club

 

Renee Montgomery sigue los pasos de Michael Jordan. La exescolta de Atlanta Dream forma parte de un grupo de inversores que han tomado el control del club. De esta forma, Montgomery pasa a ser la primera exjugadora en convertirse en accionista y ejecutiva de un equipo de la Women’s National Basketball Association (Wnba), como antes hiciera Jordan con una franquicia de la NBA.

 

Montgomery forma parte de los tres inversores que han sido aprobados para la compra de Atlanta Dream, junto a Suzanne Abair y Larry Gottesdiener, directora y presidenta de la compañía inmobiliaria Northland, con Gottesdiener como accionista mayoritario.

La deportista tendrá un papel activo en el futuro de la franquicia. “Voy a trabajar con Suzanne y ella liderará el camino”, asegura Montgomery, quien empezó a valorar la posibilidad de formar parte del grupo de propietarios después de que LeBron James, estrella de Los Angeles Lakers, tuiteara sobre la posibilidad de formar parte del mismo.

 

En 2020, Montgomery no compitió y recientemente anunció su retirara de la liga tras once temporadas en las que conquistó dos títulos de la Wnba.

 

“Es genial que Renee haya dado un paso al frente después de que se retirara del juego para seguir teniendo un impacto en el mismo”, expone la comisionada de la Wnba, Cathy Engelbert. “Conozco su defensa y conocimiento del juego y estoy segura de que será una ventaja competitiva para Larry y Suzanne y un gran beneficio para el equipo”, añade.

 

 

Montgomery, de 34 años, conquistó la Wnba con Minnesota Lynx en 2015 y 2017, además de All-Star con Connecticut Sun en 2011. 

 

Hasta ahora, la franquicia estaba en manos de la exsenadora Kelly Loeffler, que tenía una participación minoritaria, y Mary Brock. Ambas han vendido su participación en la compañía después de las presiones contra Loeffler por oponerse a las iniciativas de justicia racial de la liga femenina.