02 Dic 2021 | 02:01

Líder en información económica del deporte

Clubes

Ademar León rebaja un 20% su presupuesto tras entrar en pérdidas por el Covid-19

El club contempla ayudas o créditos estatales para cumplir con el presupuesto, además de emitir los partidos no televisados para compensar la ausencia de público.

Miquel López-Egea

30 nov 2020 - 05:00

Ademar León rebaja un 20% su presupuesto tras entrar en pérdidas por el Covid-19

 

 

El CB Ademar León se ajusta al coronavirus. El club de balonmano ha aprobado un presupuesto para la temporada 2020-2021 de 1,08 millones de euros, cifra que supone una rebaja del 20% en comparación con la temporada anterior a causa del coronavirus. Asimismo, ha reducido el presupuesto de la plantilla un 15% en comparación con el año anterior, el gasto en la plantilla representa un 65% del total del presupuesto del club.

 

“Nos hemos quedado cortos y nos hemos tenido que reinventar; nos costará cumplirlo, pero lo tiraremos adelante con ayudas o con algún crédito estatal”, señala Cayetano Franco, presidente de la entidad a Palco23. “El entrenador y el director deportivo sabían las limitaciones del presupuesto, por lo que hemos fichado a gente joven y prometedora con sueldos inferiores a los del año pasado”, destaca.

 

La entidad cerrará con un déficit de entre 50.000 euros y 100.000 euros, según ha explicado Franco. “Trataremos de que el agujero sea lo más pequeño posible para seguir funcionando, pero el déficit será importante”, remarca.

 

El equipo se financia a través de los ingresos de su patrocinador principal (Abanca), las instituciones, los socios y las entradas, y los patrocinios de las pequeñas y medianas empresas. “Nuestro patrocinador principal nos mostró su apoyo cuando empezó el confinamiento, pero la bajada de socios y de las pymes ha sido importante, de entre un 20% y un 25%”, comenta. Asimismo, además de la rebaja de la plantilla, el club mantiene expedientes de regulación temporal de empleo (Erte) y medias jornadas entre el personal de administración.

 

 

 

 

En cuanto a socios, el club ha perdido un 35% de los abonados y no espera tener ingresos por taquilla. “La situación económica del club es delicada y de 2.500 socios estamos en 1.700”, afirma. Por otro lado, critica que, a pesar de que el Ayuntamiento y la Diputación de León aportan ingresos a la entidad, “la Junta de Castilla y León nos tiene relegados y no aporta nada al primer equipo, cuando otras comunidades autónomas apoyan a los equipos con cantidades importantes”.

 

Este año el club también tendrá que hacer frente a los gastos derivados de los protocolos de coronavirus, de manera que por cada competición internacional el Ademar León tiene que desembolsar 2.200 euros por las pruebas PCR. Asimismo, los gastos de viaje han subido un 60% porque “hay menos vuelos y el precio de los hoteles se ha incrementado, pasando de los 6.000 euros o 7.000 euros a 10.000 euros u 11.000 euros”, informa.

 

Por lo tanto, “esta temporada nos tenemos que mantener al nivel que teníamos hasta ahora, pero habrá que pedir ayuda a las instituciones y al patrocinador principal, tenemos que mantener el presupuesto y pelear por las primeras plazas”. “Estamos intentando que nos dejen emitir por streaming aquellos partidos que no se emiten en televisión para hacer algo de caja, de manera que podríamos tener una pequeña ayuda para compensar las pérdidas de abonados y taquillas”, revela.

 

 

Estado económico del balonmano

“El estado económico del balonmano es malo”, sentencia y recuerda que “las pérdidas de ingresos, en general, pueden rondar entre el 38% y el 40%”. “El coronavirus nos hará fuertes”, asegura el directivo que opina que “el balonmano necesita gente dedicada exclusivamente”. “Hay que profesionalizarse y tener gerentes”, añade.

 

Por su parte, considera que la liga Asobal “se va haciendo fuerte y está cada día más asentada”. “Se ha formado una comisión para estudiar el impacto del coronavirus y dar una solución y la competición está luchando por mantenerse a flote”, explica. “Se presentaron las cuentas con una mejora importante y ha sido cauta con los gastos, tratando de hacer las cosas bien”, reconoce. Además, “los clubes que no querían estar ya han dado el visto bueno y volverán, a excepción del Logroño; la competición se recupera de la crisis interna y del virus”.