Líder en información económica del deporte

Competiciones

China toma el testigo de Singapur y se adjudica las WTA Finals de tenis femenino

La constructora china Gemdale Corporation ha presentado la oferta ganadora, que incluye un presupuesto récord en premios y la construcción un complejo con capacidad para 12.000 aficionados.

Palco23

18 ene 2018 - 09:09

China toma el testigo de Singapur y se adjudica las WTA Finals de tenis femenino

 

 

Las WTA Finals refuerzan su apuesta por Asia. La Asociación Femenina de Tenis ha anunciado que la ciudad china de Shenzhen albergará la Copa de Maestras desde 2019 hasta 2028. El torneo, que reúne a las ocho mejores tenistas del año, tomará el testigo de Singapur, que se adjudicó la celebración de la cita para el periodo 2014-2018.

 

La promotora inmobiliaria china Gemdale Corporation ha sido la compañía que ha presentado la oferta ganadora, cuyos términos económicos no han trascendido. Lo que sí ha anunciado la WTA es que su propuesta incluye un presupuesto en premios de 14 millones de dólares, el doble de la cantidad que reparte el torneo de Singapur, así como “la construcción de un complejo de última generación en el centro de la ciudad, con capacidad para 12.000 personas”.

 

Nunca antes la WTA ha concedido la organización de este torneo durante una periodo tan dilatado de tiempo, lo que demuestra la apuesta del organismo por los países asiáticos y en especial por China, que ya cuenta con torneos de alto nivel como el Premier 5 de Wuhan o el China Open, entre otros. Este año, el calendario WTA cuenta con siete torneos en este país, entre ellos el Shenzhen Open, que se juega a principios de año.

 

El presidente de la WTA, Micky Lawler, ha asegurado que “Shenzhen es una metrópolis en rápida evolución con 68 millones de habitantes y la organización del torneo garantizará que la base mundial de aficionados al tenis femenino vaya viento en popa”.

 

Por su parte, Billie Jean King, fundadora de la WTA, ha recalcado que “los 14 millones de dólares que el torneo de Shenzhen se ha comprometido a repartir refleja la fuerza que ha adoptado el tenis femenino en el ámbito global”. La primera final de la WTA, que se celebró en 1972 en Florida, repartió un total de 100.000 dólares entre las tenistas.